La marca que trae a Neymar al Real Madrid en una operación de Florentino Pérez

stop

El presidente cuenta con ayuda para cerrar el traspaso del brasileño

09 de febrero de 2018 (12:21 CET)

Neymar es la obsesión de Florentino Pérez. El presidente del Real Madrid quiere ver al brasileño vestido de blanco y triunfando en el Santiago Bernabéu sí o sí. Lo intentó en su momento ofreciéndole una millonada para dejar tirado al Barça, pero el crack prefirió jugar con Leo Messi y compañía en el Camp Nou. Y este verano volverá a la carga.

Ney está en el PSG y, pero va como loco por meter la cabeza de nuevo en la Liga. No es feliz en Francia. Y si no gana la Champions con el club galo o el Mundial de Rusia con Brasil, forzará su marcha.

Los Neymar avisan: no hay cláusula, por más alta que sea, que puede retener la voluntad de un futbolista. Si Ney quiere salir de París saldrá. Y si no que pregunten al Barça. 

Adidas entra en juego

Llegados a este punto, Pérez tiene plan. Según ha podido saber Diario Gol, el Madrid está acelerando los contactos con Adidas para la renovación del contrato de la marca deportiva que colocaría a la elástica del Real Madrid como al mejor pagada del momento.

Con este nuevo contrato, los de Chamartín pasarán a ser el club que más ingrese por su camiseta. Adidas, que ya hace muchos años que viste a los de Zinedine Zidane, no quiere perder a uno de sus mejores clientes y está dispuesta a hacer saltar la banca con una última oferta que, además, espantará a moscones -Under Armour-.

La idea que tienen el mandatario y Adidas es alargar durante, al menos, cinco años más su contrato. Un acuerdo que llenará de billetes las arcas blancas y que ayudará, y mucho, a hacer frente a la ‘operación Neymar’.

Un nuevo referente

Y es que la firma germana va como loca por ver a Neymar de blanco. El astro del PSG es una de las figuras deportivas más emblemáticas de su principal rival, Nike. Colocar a Neymar la samarra de Adidas en el Real Madrid sería devolverle a la multinacional americana la jugada con Messi, quien, siendo el gran estandarte de Adidas, luce el logotipo de Nike por medio mundo en la elástica culé.

Neymar decidirá en el Mundial

Una jugada que se cocina a fuego lento y que tiene en el padre de Ney, Neymar Sr, que siempre ha querido que su hijo juegue en el Bernabéu, a su mejor avalador.

Es más, el padre de Neymar ya intentó que el brasileño recalara en el Bernabéu el pasado verano. De hecho, ha sido el propio Neymar Sr quien durante estos meses ha mantenido diversas reuniones con representantes del club merengue con la intención de cerrar el traspaso. El astro no se siente realizado en la liga francesa y quiere ir a una entidad que lo vuelva a situar en lo más alto. Y que le ayude, entre otras cosas, a poder ganar el Balón de Oro. Algo que en el PSG resulta muy complicado si no se alzan con la Champions o logra el Mundial con Brasil. En tal caso, afirman, el desembarco de Ney en Madrid se retrasaría hasta 2019.

El pacto con Al-Khelaïfi 

Una salida, la de Neymar del PSG, que pasará por las manos de Nasser Al-Khelaïfi. El máximo mandatario del club galo niega la mayor en público, pero capitula en privado: si Neymar quiere salir de Francia, saldrá. El club francés sabe que una guerra contra la voluntad del clan Neymar es una guerra perdida. Además, en una entidad como el PSG haber podido disfrutar del '10' una temporada o dos ya es más que un premio. 

La operación, además, superará los 222 millones que el PSG abonó al Barça, situándose cerca de los 250 'kilos'. Neymar pasará a ser el mejor pagado del fútbol europeo -tiene la palabra de Florentino Pérez- y el ‘papá’ volverá a meterse en el bolsillo una prima de fichaje de locura por arrastrar al niño a Madrid.

El Real Madrid, a cambio, limpiará el vestuario para construir un nuevo Real en torno al crack sin fantasmas/rémoras del pasado. Y Adidas pagará parte de la fiesta.

Sólo falta el Ok definitivo del brasileño. Ojo a la Champions/Mundial.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad