Messi es un problema en el Barça: lo que está pasando en los entrenamientos

El capitán de FC Barcelona Leo Messi entierra el hacha de guerra de puertas para fuera, pero esto es lo que ocurre dentro

Leo Messi
Leo Messi

Leo Messi ha mandado un mensaje para firmar la paz con el FC Barcelona. El argentino concedió una entrevista al diario Sport en la que se ha dirigido a la afición y a los responsables del club. Un mensaje más propio de un capitán que no las rajadas que ha pegado en las últimas semanas. No obstante, de puertas para dentro la situación cambia notablemente.

Todo empezó con el 8-2 contra el Bayern de Múnich. Una humillación que colmó la paciencia de Leo, harto de la falta de un proyecto deportivo con cara y ojos. Y de la gestión nefasta de Josep Maria Bartomeu y su junta directiva.

Empieza la guerra Messi-Barça

Y tras aquello llegó la llamada de Ronald Koeman a Luis Suárez, el burofax, la entrevista a Goal.com diciendo que se queda (obligado) y rajando de la directiva, el mensaje en el Instagram de Suárez con aquello de “ya no me sorprende nada”… Y al fin, la entrevista para Sport, enterrando el hacha de guerra.

«Luego de tantas desavenencias, me gustaría poner un punto y final. Debemos unirnos todos los barcelonistas y asumir que lo mejor está por venir», señala el argentino en la mencionada entrevista, en la que también ha hecho autocrítica: «Asumo mis errores, que si existieron fueron solo para hacer un mejor y más fuerte FC Barcelona«.

Leo Messi firma la paz

Además, Messi también se ha referido a los aficionados culés: «Quería mandar un mensaje a todos los ‘socis’ y a todos los culés que nos siguen. Si en algún momento a alguno de ellos le pudo molestar algo que dije o hice, que no les quepa duda que lo hice siempre pensando también en lo mejor para el club».

Y no solo esto. También ha pedido a todos que remen en la misma dirección para conseguir luchar por los títulos en la nueva temporada: «Sumando pasión e ilusión será la única forma de poder lograr los objetivos, siempre unidos y remando en la misma dirección».

El mensaje de Messi no corresponde con la realidad

Unas palabras, estas últimas, que contrastan con lo que se ve cada día en los entrenamientos y de lo que dejó algunas muestras en el choque contra el Villarreal del pasado domingo. Y es que la actitud del de Rosario está dejando mucho que desear.

Al capitán se le ve apático, con desgana y desidia, aplicando la ley del mínimo esfuerzo en cada sesión y saliendo a toda pastilla de la Ciutat Esportiva Joan Gamper cuando termina cada entrenamiento. Además, su relación con muchos de sus compañeros está seriamente deteriorada. No se tragan con el clan de los franceses (Griezmann, Dembélé, Lenglet y Umtiti), mientras que con Marc-André ter Stegen no existe fluidez. El que tres jugadores del equipo no le votaran como capitán dice mucho de la imagen que el vestuario tiene de Messi.

Marc-André ter Stegen y Leo Messi
Marc-André ter Stegen y Leo Messi

El Messi más apático

Un comportamiento parecido al que se le vio contra el Villarreal, donde se pasó el partido con cara de muy pocos amigos, solo sonriendo cuando anotó el 3-0 desde el punto de penalti. Y tampoco se crean, pues lo hizo levemente. Y sin rastro de la presión que se le vio con Pep Guardiola. Como si la cosa no fuera con él y dejando todo el trabajo sucio a Antoine Griezmann, Ansu Fati y el resto de sus compañeros.

Leo Messi
Leo Messi

Una actitud que, sin duda, es un problema para el Barça de Koeman. Porque si el capitán, que debe dar ejemplo, muestra su pasotismo y desmotivación, los que le siguen acabarán contagiados.

Apuesta en PAF

Y mientras tanto, la Liga sigue con jornada intersemanal. con un Real Madrid-Valladolid este miércoles que debe servir para despejar dudas entre los blancos, colocar al equipo de Zidane en la senda del triunfo holgado y que, además, presenta promociones en PAF que no te puedes perder: ahora, si te registras y haces tu primer depósito, recibes 10€ en dinero real para apostar en un choque con cuotas de lo más atractivas que te pueden hacer obtener ganancias. Por ejemplo, la victoria del Real Madrid al término del encuentro se paga a 1,26 euros por euro apostado. El empate, a 6 euros. Y un triunfo del Valladolid a 10 euros. ¡Pero hay mucho más! Pulsa aquí para empezar a jugar (cuotas sujetas a cambios).

Fotografía: Messi es un problema en el Barça: lo que está pasando en los entrenamientos
Publicidad