Isco filtra lo que hacen los niños mimados de Zidane fuera del Real Madrid

stop

El crack malagueño reparte estopa para todos

05 de febrero de 2018 (23:44 CET)

Más leña al fuego. Isco Alarcón, nuevamente suplente en el Levante-Real Madrid, se convirtió en el jugador clave de los blancos al marcar el gol que estuvo a punto de dar la victoria.

Un tanto in extremis de Pazzini igualó las tornas en feudo valenciano. Y desató un enfrentamiento de bandos en el vestuario de Zinedine Zidane.

El cabreo de Cristiano Ronaldo y Gareth Bale, sustituidos, fue monumental. Mientras que Benzema terminó el partido en contra de lo que es habitual.

Isco tambén llevaba su particular cabreo por volver a ser suplente. Como Asensio y Lucas Vázquez, que entraron sin apenas opciones de demostrar nada por la falta de tiempo.

Las peores aficiones de la BBC

Nuevamente castigados. Nuevamente enfadados. El malagueño no puede más. Tanto es así que ya ha activado el ventilador de la basura con filtraciones peligrosas contra Zidane y la BBC.

Isco no soporta los favoritismos del entrenador. Que tres jugadores que no están en su mejor momento jueguen por decreto. Lo que tienen que hacer es ganarse el puesto.

Sin embargo, el malagueño se queja a su entorno de que Cristiano, Benzema y Bale tienen tan claro que van a jugar a cualquier precio que se permiten vivir como reyes. Despreocupados.

Cristiano, saturado; Benzema, de juerga

Los niños mimados de Zidane tienen muchas aficiones que parecen priorizar a su trabajo: darlo todo por la camiseta del Real Madrid.

Cristiano, por ejemplo, está viajando cada dos por tres. Jet privado por aquí, paseo en yate por allá. Y al tener tres hijos de golpe también está sufriendo un desgaste extra. Demasiado hasta para CR7.

No menos sosegado va Karim Benzema, la celebritie de la noche. El galo sigue siendo el rey de las discotecas, siempre se le relaciona con mujeres, su gran pasión y lleva una vida descontrolada.

Bale, obsesionado con el golf

Su otra obsesión son los coches de lujo, afición que comparte con Cristiano. Aunque últimamente no se ha metido en líos, se va a correr con sus bólidos siempre que puede.

Gareth Bale, por su parte, es más moderado. Pero incluso el galés está descentrado. Le ha dado muy fuerte por el golf. En Madrid dicen que se le da bien. Hasta el punto de que cada vez parece más involucrado en mejorar al golf y menos centrado en el fútbol.

El otro mimado de Zidane... ¡Más peligro!

Otro niño mimado de Zidane es Raphael Varane, un defensa claramente irregular y también de los que se lesionan fácil. Se comenta que se ha convertido en la sombra de Benzema, el mejor aliado del francés en sus escapadas nocturnas.

Su otra pasión es ver partidos de baloncesto hasta altas horas de la madrugada. Es un gran seguidor de la NBA, pero ello repercute negativamente en sus horas de descanso. Peligro.

Ni siquiera Sergio Ramos se libra. El capitán blanco, que está en medio de los dos clanes del Madrid, está cada vez más centrado en sus negocios: como la discoteca BlackHaus.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad