Florentino Pérez | EFE

Pide perdón: “Me equivoqué”. Si Florentino Pérez quiere, viene para el Real Madrid

stop

Ofrecen un galáctico al presidente blanco

10 de octubre de 2019 (12:33 CET)

Calma tensa. Es lo que está viviendo Neymar en el Paris Saint-Germain. El delantero brasileño ha sido el nombre del verano. El crack ha tenido pie y medio fuera del equipo francés. Parecía que este sería por fin el mercado en el que abandonaría el Parque de los Príncipes.

Ya el año pasado de dijo que Ney “viajaría a Madrid después de las vacaciones sin pasar por París”. Muchos daban por hecho que el ex del Barça lo tenía todo hecho con el club de la capital. La operación finalmente no se produjo, pero este verano volvió a sonar la misma canción.

El culebrón del verano

En este caso no era Madrid, sino Barcelona, y en muchos sectores se aseguró, como el verano anterior, que el sudamericano llegaría directamente a la ciudad condal sin hacer parada en París. Aunque en este caso sí hubo unas cuantas conversaciones entre varias partes por su salida del PSG.

El jugador dejó claro por activa y por pasiva que quería hacer las maletas. Y que ardía en deseos de volver al Barça, de donde dicen que reconoce que “nunca debió salir”. Además, desde el vestuario culé presionaron a los responsables por su contratación, y estos movieron ficha. Leo Messi, Luis Suárez, Gerard Piqué y el resto de pesos pesados le quería de vuelta en la capital catalana.

Messi reconoce que quería a Neymar

De hecho, Messi habló sobre el asunto en una entrevista a  RAC1 emitida este miércoles, reconociendo que “pensaba que si Neymar no iba al Barça acabaría en el Madrid”.

Así, en la planta noble del Camp Nou se pusieron en marcha. Y Nasser Al-Khelaïfi se prestó a negociar. Algo que generó unas expectativas brutales sobre la vuelta de Neymar al Barça.

Pero el jeque catarí reclamó el oro y el moro. Quería a dos o tres cracks más dinero. Y no cualquier jugador. Entre los nombres que proponía Al-Khelaïfi meter en la operación figuraban jugadores como los de Ivan Rakitic, Ousmane Dembélé o Phillippe Coutinho.

Phillippe Coutinho

Todo queda en nada

El Barça hubiera aceptado meter a un jugador más un montante, pero no más. Y la operación se fue al traste. El mercado cerró con Neymar en el PSG.

Pero el asunto no quedó ahí. Neymar pagó las consecuencias de haber querido salir con los aficionados del equipo francés, que no dejaban de amenazarlo e insultarlo tanto en la calle como en el campo.

Neymar tuvo suerte de ser decisivo en algunos partidos, lo que rebajó los ánimos entre los seguidores. La situación pareció calmarse. Pero la tensión sigue latente. El futbolista está en el punto de mira. Y sabe que a las primeras de cambio puede saltar la liebre. La guerra fría sigue muy activa y en cualquier momento puede subir la temperatura. Y por eso desde el entorno de Neymar siguen estudiando una salida del jugador.

Neymar, como loco por salir

Ney sigue queriendo ir al Barça, pero sabe que tiene las puertas cerradas de forma casi definitiva. Después de no haber llegado a un acuerdo en el juicio por su prima de renovación, en el club culé lo tienen prácticamente vetado.

Pero el agente y padre de Neymar no se ha quedado de brazos cruzados. Si no es el Barça, sabe que puede ser el Madrid, donde Florentino Pérez siempre ha tenido debilidad por el crack.

Neymar 2

Ofrecen a Neymar al Real Madrid

Un Neymar padre que ya ha avisado al mandatario sobre la situación de su hijo. “Me equivoqué”, asegura Ney senior que dice el delantero, que se arrepiente de haberse obsesionado con volver al Barça este verano y no haber abierto las puertas al Real Madrid. Y asegura a Florentino que, si lo quiere, lo tiene.

Pero ahora Florentino ya no está por la labor.  Zinedine Zidane no lo quiere en el equipo. Ya tiene a Eden Hazard en esa posición y no quiere líos en el vestuario. Además, Florentino ya está pensando en el momento en el que pueda ir a por Kylian Mbappé, y sabe que el PSG no le venderá a los dos cracks.

Otra cosa será si Zidane salta antes de tiempo del banquillo blanco. Pero por el momento el francés es el entrenador del Madrid. Y mientras esté Zidane, la llegada de Neymar se presenta casi imposible.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad