Sergio Ramos| EFE

Sergio Ramos o Florentino Pérez tiene un galáctico tapado para el Real Madrid (y hay sorpresa. Y muy gorda)

stop

El central y el fichaje del presidente que deja sin palabras al madridismo

15 de noviembre de 2018 (18:55 CET)

Sergio Ramos está al corriente, como capitán que es, de las diferentes operaciones que tiene Florentino Pérez en la cabeza para el próximo verano. El central es consciente que desde el palco tienen muy claro que la revolución que no llegó el verano pasado sí que debe llegar en unos meses.

Y llegará. Muchas son las posiciones que Florentino quiere reforzar. De hecho, llegarán agrandes nombre en las tres líneas. Sin embargo, hay una que toca muy de cerca al defensa andaluz, y esa es la de lateral izquierdo.

El galáctico sorpresa de Florentino Pérez

Y es allí donde aparece el nombre de David Alaba. Un jugador que, si bien lleva mucho tiempo en la agenda blanca, ahora ha vuelto a aparecer por sorpresa. Entre otras cosas porque nadie esperaba que el bajón de juego y físico de Marcelo, el teórico titular en esa posición, fuera a ser tan fuerte.

Marcelo | EFE

Pero lo es. Con las salidas de Cristiano Ronaldo y de Zinedine Zidane del Madrid, Marcelo se ha quedado sin su dos grandes paraguas en Valdebebas. Y es que no son pocos los que hace años que están detrás del brasileño.

Pueden respirar tranquilos, Marcelo se va a ir este verano. De hecho, mucho deberían cambiar las cosas para que el carioca se quedara. Además, lo irónico es que no es otra que la Juventus de Turín, el actual equipo de Cristiano y el que, como muchos aseguran, será el próximo equipo que entrene Zidane, el que está detrás de él. En cualquier caso, Alaba es el galáctico que quiere el presidenta para reforzar esa posición.

La navaja suiza

¿Por qué el suizo? Porque, al margen de que es muy bueno, es uno de esos jugadores capaces de jugar en varias posiciones. Con 26 años en sus piernas, el del Bayern de Múnich es capaz de jugar en todas las posiciones de la defensa (los dos centrales y las dos bandas) e incluso de pivote defensivo por delante de los zagueros.

Una, como muchos aseguran en las redes, “navaja suiza”. Un Alaba que, tal y como cuentan desde su entorno, estaría más que encantado de aterrizar en el Santiago Bernabéu.

De hecho, cuentan que está con ganas de salir de la Bundesliga, donde ya lo ha ganado, y aterrizar en un club donde pueda optar también a la Champions League. Eso ahora ya, con un Bayern en reconstrucción, va a ser difícil.

La operación David Alaba

Y en el Madrid quieren aprovecharse de ello. Saben, además, que si el jugador fuerza su salida, no habrá quien lo pare. De ahí que desde Múnich hayan lanzado un aviso: Si Florentino lo quiere, que pague.

El máximo responsable del Real está dispuesto a ello. Al fin y al cabo, la operación podría cerrarse por unos 60 millones de euros. Su valor actual en el mercado según voces autorizadas es de 50 millones, pero los alemanes intentarán rascar todo lo que puedan.

James Rodríguez está en el ajo

Por su parte, el nombre de James Rodríguez también está presente. Y es que el colombiano va a ser una de las claves para que las relaciones entre los dos clubes vayan  mejor o a peor.

James Rodríguez | EFE

Cuando sellaron su pacto de cesión, Florentino quiso incluir una cláusula de compra obligatoria de más de 40 millones de cara al segundo año. Eso implica que ya este junio los germanos deberían pagar.

Pero no quieren, o al menos se lo están pensando. Nico Kovac está teniendo sus desavenencias con el centrocampista, con lo que incluso se baraja la posibilidad de que James vuelva al Real en enero.

La idea que tiene en Madrid es, si ven que el Bayern se niega a negociar por Alaba, incluir a James en el traspaso devaluando el precio del colombiano para que luego los alemanes lo venda a su antojo o lo incluyan ellos también en alguna operación.

Una opción válida venga quien venga

Eso sí, lo que Florentino tiene muy claro es que Alaba es una opción que cada vez le gusta más. Por su polivalencia, su edad (está en el momento perfecto y a pleno rendimiento), por su calidad y por su carácter, que cuentan es tranquilo y centrado en lo que toca.

Además, es un nombre que ha recibido el ‘ok’ de todos los técnicos que han sido sondeados para aterrizar en el Bernabéu el próximo verano. Parece que Santiago Solari se marchará. Y, ya sea Löw, Mourinho, o Pochettino, o algún otro, confirmará el fichaje de un Alaba que llegará para hacer olvidar a un Marcelo que cada vez tiene menos defensores en Chamartín.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad