Dos gotas de agua: la madre de Carla Barber es igual que su hija. Foto juntas

Una imagen muy comentada

Fotografía: Dos gotas de agua: la madre de Carla Barber es igual que su hija. Foto juntas » Diario Gol
Fotografía: Dos gotas de agua: la madre de Carla Barber es igual que su hija. Foto juntas » Diario Gol

La imagen pública de Carla Barber ha sido muy criticada durante los últimos tiempos. Ser la pareja de un famoso como Diego Matamoros provoca que mucha gente te tenga en el foco y a la doctora no le han faltado críticos.

Los últimos procedentes de Sálvame. Y es que los haters del programa se lanzaron contra ella al ver el resultado de la operación ‘total face’ que se hizo a Kiko Matamoros en la clínica de la ex Miss España.

Ante las continuas críticas su madre, Rosa Barber, decidió salir en su defensa en las redes sociales con una publicación en su cuenta de Instagram en la que ensalzaba a su hija.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

El 18 de Mayo de 1990 nació Carla, la segúnda de mis tres hijos. Desde pequeña fue una niña despierta, inquieta, extrovertida. Según crecía nos dábamos cuenta de que iba a tener un futuro brillante. Sobresalía en todo, en sus estudios, en el deportes; todo lo que se proponía lo conseguía, con lucha, esfuerzo y perseverancia. Terminó su carrera de medicina en 5 años con notas brillantes. Se fue sola a Alemania , con apenas conocimiento del idioma, pero ningún obstáculo la hizo desistir, noches de llantos y soledad, hasta conseguir trabajar como Médico en Colonia. Volvió a España , se presentó y ganó Mis España. Se fue a Supervivientes y fue la primera mujer en el menor tiempo en hacer fuego; siendo asmática, aguantó e hizo récord en apnea. Hizo un concurso intachable. De vuelta en España hizo un Máster de Estética, y con 27 años, empezó a trabajar. TRES AÑOS después, tiene 3 Empresas, 20 Empleados. 3 Clínicas de Medicina Estética, de reconocido prestigio. Todo esto lo ha conseguido ella sola, con su esfuerzo, tesón, trabajo, y a pesar de las innumerables zancadillas que se ha encontrado en su camino; de las envidias de aquellos que no soportan que alguien brille con luz propia. Es muy triste que en este País en lugar de alegrarnos por los éxitos de personas a las que Dios les ha dado un Don especial, hagamos todo lo posible por hundirla. Aunque eres fuerte, hay momentos duros, difíciles, que has pasado y que tendrás que pasar , porque la vida es una lucha continua Cuida siempre ese Ángel que te acompaña, con generosidad, humildad, con los principios que tu familia te ha enseñado . Te quiero, y siempre te querré @drcarlabarber

Una publicación compartida de Rosa Barber (@rosabarber) el

Son clavadas

Una de las cosas que se puede apreciar en la publicación, además del amor que profesa la madre de Carla Barber hacia su hija, es un parecido físico más que notable. Y es que ha sido motivo de muchos comentarios el hecho que sean prácticamente iguales en cuanto a los rasgos.

Aún así eso no ha tapado el contundente mensaje que guardaba la publicación y en la que se podía leer lo siguiente: 

«El 18 de Mayo de 1990 nació Carla, la segúnda de mis tres hijos. Desde pequeña fue una niña despierta, inquieta, extrovertida. Según crecía nos dábamos cuenta de que iba a tener un futuro brillante. Sobresalía en todo, en sus estudios, en el deportes; todo lo que se proponía lo conseguía, con lucha, esfuerzo y perseverancia. Terminó su carrera de medicina en 5 años con notas brillantes. Se fue sola a Alemania , con apenas conocimiento del idioma, pero ningún obstáculo la hizo desistir, noches de llantos y soledad, hasta conseguir trabajar como Médico en Colonia. Volvió a España , se presentó y ganó Mis España. Se fue a Supervivientes y fue la primera mujer en el menor tiempo en hacer fuego; siendo asmática, aguantó e hizo récord en apnea. Hizo un concurso intachable. De vuelta en España hizo un Máster de Estética, y con 27 años, empezó a trabajar. TRES AÑOS después, tiene 3 Empresas, 20 Empleados. 3 Clínicas de Medicina Estética, de reconocido prestigio. Todo esto lo ha conseguido ella sola, con su esfuerzo, tesón, trabajo, y a pesar de las innumerables zancadillas que se ha encontrado en su camino; de las envidias de aquellos que no soportan que alguien brille con luz propia. Es muy triste que en este País en lugar de alegrarnos por los éxitos de personas a las que Dios les ha dado un Don especial, hagamos todo lo posible por hundirla. Aunque eres fuerte, hay momentos duros, difíciles, que has pasado y que tendrás que pasar , porque la vida es una lucha continua Cuida siempre ese Ángel que te acompaña, con generosidad, humildad, con los principios que tu familia te ha enseñado».

Quien quiera que entienda, pero más claras no podían ser las palabras de Rosa Barber hacia una hija que idolatra por sus grandes capacidades que demuestra a diario.

 

Publicidad