Los negocios de Florentino en Colombia, telón de fondo decisivo en el fichaje de James

stop

ACS gana protagonismo en el país 'cafetero' coincidiendo con el concurso de más de 5.000 millones en obra civil

Florentino Pérez, junto al presidente colombiano Juan Manuel Santos

27 de julio de 2014 (20:04 CET)

Mucho más que un simple fichaje. El desembarco de James Rodríguez en el Bernabéu esconde un movimiento estratégico de Florentino Pérez que va más allá de las necesidades deportivas del Real Madrid.

Colombia, y más concretamente su programa de Cuarta Generación de Concesiones viales, se han convertido en uno de los grandes objetivos de ACS. Hace exactamente un año, Florentino se desplazó a este país suramericano para inaugurar unas escuelas de fútbol del Real Madrid. Un acto, que contó con la presencia del máximo mandatario colombiano, Juan Manuel Santos.

Menos de dos meses después de adjudicarse la construcción y concesión por 25 años de la autopista Conexión Pacífico 1, Florentino Pérez no parece tener bastante con los 692 millones en que está valorado este proyecto, y se ha planteado llevar también el peso del programa Autopistas para la Prosperidad, que contempla inversiones cercanas a los 5.235 millones de euros en el país cafetero.

El modus operandi de siempre

Casualidad o no, los objetivos empresariales de Florentino, han ido una vez más de la mano de sus decisiones al frente del Real Madrid. Primero fueron las giras de pretemporada por China, que coincidieron con la concesión del contrato de gestión de contenedores portuarios en Jin Tang. La pasada temporada, el fichaje millonario de Illarramendi, acabó suponiendo que –curiosamente- ACS también se adjudicara las obras de remodelación del estadio de Anoeta.

Este verano, finalmente, la contratación de una de las estrellas del pasado Mundial, el mediapunta colombiano James Rodríguez, también ha coincidido con la puesta en funcionamiento del plan de concesiones viales en este país, y que contará con más de 8.000 kilómetros de nuevas vías. Asimismo, y a través de sus respectivos consorcios locales, ACS competirá con Acciona, en la precalificación para acometer el diseño, construcción, operación y mantenimiento del proyecto para recuperar la navegabilidad del río Magdalena, la principal arteria fluvial de Colombia, por 945 millones de euros. Demasiadas concesiones millonarias en juego, justo en el momento de cerrar el fichaje de un futbolista que ha visto duplicado su valor en las tres semanas que ha durado el Mundial

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad