La Generalitat garantiza la atención a los atletas de la Blume

stop

La secretaría del deporte catalán asegura que prioriza la inversión en deportistas y que todas sus infraestructuras están potencialmente en venta

Piscina del Centro de Tecnificación Joaquim Blume, en Esplugues de Llobregat

07 de octubre de 2014 (00:00 CET)

La Generalitat garantiza la atención a los deportistas de la Blume, si finalmente sus instalaciones se desmantelan al finalizar el curso actual.

Una fuente próxima a Ivan Tibau, secretario del deporte de la Generalitat, admite que todas las infraestructuras deportivas de la Generalitat están potencialmente en venta y recalca que su prioridad es invertir en la formación de los deportistas. Rechaza, sin embargo, que la venta del edificio de la Blume, situado en Esplugues, sea "inminente".

Ninguna oferta por el edificio de Esplugues

"Preferimos destinar el dinero a los deportistas antes que al pago de las instalaciones. Si la reorganización implica un ahorro importante, haremos el traslado. Queremos racionalizar el coste de las instalaciones y dar el mismo servicios a los atletas", manifestó Tibau en una entrevista a Diario Gol. El secretario del deporte aseguró que todavía no habían recibido "ninguna oferta por la Blume, una estructura de hace 40 años".

Pilar Pina, la jefa de estudios del Instituto Blume, sostiene que el posible traslado de los deportistas de la Blume al CAR comportaría importantes daños colaterales: "Un centro absorberá la parte que pueda del otro. Si desparecen los edificios, desaparecemos nosotros". Otras fuentes de la Blume sostienen que "el personal del instituto, la residencia, el polideportivo, los servicios médicos y la fisioterapia no pueden ser recolocados en su totalidad. No habrá continuidad del proyecto".

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad