El CSKA tiene 20 millones más de presupuesto que el Barça

stop

El club de Moscú llega al Palau como principal candidato a ganar la Euroliga y con una plantilla 10 millones más cara que la azulgrana

Krstic, del CSKA, lanza a canasta en un partido de la Euroliga

07 de noviembre de 2013 (19:12 CET)

El Barça y el CSKA de Moscú medirán sus fuerzas este viernes en el Palau Blaugrana. El conjunto de Xavi Pascual, necesitado de victorias tras haber tropezado ya dos veces en Europa, es favorito por el factor cancha. Sin embargo, las diferencias económicas decantan la balanza hacia el combinado ruso. El CSKA tiene 20 millones más de presupuesto que el Barça.

El club moscovita, seis veces campeón de la Euroliga, es el más fuerte de Europa en el apartado financiero. Con un presupuesto de 45 millones de euros, tratará de lograr esta temporada un título que se le resiste desde 2008 y al que se presentó como claro favorito en las dos últimas ediciones de la Final Four, sin éxito. El Barça, que se coronó en Europa en 2010, cuenta con 25 millones de presupuesto.

Los inversores rusos aportan 34 millones

La inversión en sus respectivas plantillas también es diferencial. El conjunto que dirige Ettore Messina destina 27 millones al pago de jugadores y técnicos. No en vano, el CSKA percibe 34 millones anuales de sus inversores, donde tiene un papel fundamental la refinadora rusa Norilsk Nickel. También ingresa otros siete millones de patrocinadores como Nike, Transaero, Hyundai, Coca-Cola y Playboy. El 'match day' y los derechos televisivos le reportan dos millones más.

El plantel azulgrana se financia con 17 millones. Juan Carlos Navarro y Erazem Lorbek, dos jugadores que no atraviesan por su mejor momento, cobran en torno a 2,8 millones cada uno. Son los mejor pagados del Barça. Por debajo está el fichaje estrella de la temporada, Kostas Papanikolau, que no acaba de arrancar. El griego percibe 1,5 millones.

Krstic, tres millones anuales

Ante Tomic, el jugador más desequilibrante del equipo en estos momentos, es el cuatro mejor pagado con un sueldo de 1,3 millones. Con salarios en torno al millón de euros se encuentran Marcelinho Huertas, Brad Oleson, Joey Dorsey y Maciej Lampe. En la escala inferior, con fichas de 500.000 euros para abajo, están Jacob Pullen, Àlex Abrines, Marko Todorovic y Mario Hezonja. Víctor Sada y Bostjan Nachbar ganan 800.000 euros.

El CSKA tiene en sus filas a varios de los mejores jugadores de Europa. Entre ellos destaca Nenad Krstic, con un sueldo de tres millones por temporada. El pívot serbio es el jugador mejor pagado de Europa junto al madridista Rudy Fernández. En la escala inmediatamente inferior, con sueldos superiores a los dos millones, se sitúan jugadores como Milos Teodosic y Viktor Khryapa.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad