Taylor Swift

“¡XL!”. Taylor Swift presume de implantes de silicona: ¡Mira la foto!

stop

La cantante americana y la comparativa que revienta las redes sociales

01 de octubre de 2019 (16:00 CET)

Las celebrities están cada vez más expuestas a cierto tipo de comentarios en las rede sociales. Es muy habitual que grandes nombres como Kim Kardashian, Kylie Jenner o Jennifer López reciban un buen número de críticas en cada una de sus publicaciones.

Críticas que en algunos casos son más o menos constructivas y que en otros no son más que palabras con tal de herir a la celebrity en cuestión. Seguramente por ello la inmensa mayoría de ellas no le hacen ni el más mínimo caso.

Otras, como es el caso de Taylor Swift, optan por una estrategia diferente. Mucho más radical: prohibir los comentarios. Todos. No solo los negativos, sino también los positivos. Así lo hizo hace un tiempo en su cuenta de Instagram y, tal y como apuntan desde su entorno, ahora vive mucho más tranquila.

Los implantes de Taylor Swift

Eso sí, si bien es cierto que se ha ahorrado desde entonces muchos disgustos (Taylor es una de las cantantes más odiadas de los últimos tiempos), también lo es que ha privado a sus más fieles seguidores de poder alabar todo lo bueno que tiene Taylor.

Entre otras cosas su figura. Eso sí, igual que sus haters, sus followers recurren a los foros y a las redes más allá del perfil público de la cantante para colgar fotos en las que sale muy favorecida.

Y en este caso ha sido una comparativa entre el antes y el después de que Swift pasara por el cirujano a retocarse su figura. “¡XL!” es uno de los comentarios más habituales que se desprenden de la foto. Y es que la diferencia después de la mamoplastia es más que “evidente”, como apuntan muchos de sus seguidores.

Taylor Swift

Si ya era guapa antes, ahora encima tiene un tipazo”, “Mucho mejor así Taylor” o “Esa sí que es una buena operación y no las que se hacen otras” son algunos de los comentarios que vuelan por la red junto a la comparativa. Comentarios que, eso sí, Taylor no podrá leer.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad