Taylor Swift

Taylor Swift se inyecta grasa y lo enseña: “¡XL!”

stop

La imagen de la cantante americana que abre el debate en las redes sociales

16 de diciembre de 2019 (13:40 CET)

​Taylor Swift lleva tantos años siendo una de las artistas más importantes de la industria musical que sabe perfectamente que las redes sociales no son siempre buenas compañeras de viaje.

Si bien es cierto que Instagram y Twitter han ayudado mucho a que la fama de Taylor se dispare hasta convertirse en una de las más seguidas, también lo es que en las citadas redes sociales su haters tienen rienda suelta para criticarla sin problema alguno.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

I’m ecstatic to tell you that I’ll be headlining Glastonbury on its 50th anniversary - See you there! ?

Una publicación compartida de Taylor Swift (@taylorswift) el

Eso sí, a diferencia de otras muchas celebrities que optan por hacer la vista gorda ante las críticas que reciben a diario, Swift tomó la decisión hace ya un tiempo de prohibir los comentarios en sus publicaciones de Instagram. Una manera de, al menos, frenar un poco el golpe.

La foto de Taylor Swift  en la playa

Sin embargo, no porque ella haya tomado esta decisión drástica sus detractores han dejado de ir a por ella. Todo lo contrario. Y una de las críticas habituales hacia la cantante va relacionada con su físico.

Taylor Swift

Sus curvas han estado siempre en el punto de mira y son muchos los que consideran que “no tiene precisamente un tipazo”. Quizás por ello sus más fieles defensores han optado por hacer circular una imagen en la que sus caderas se han llevado muchos elogios. Comentarios como “cuerpazo” o “¡Caderas XL!” ya vuelan por la red.

Taylor Swift

Sin embargo, como era de esperar, también han sido muchos los que, antes esta foto, han querido echar agua al vino. ¿Cómo? Planteando la posibilidad de que la americana haya pasado por las manos de los mejores cirujanos para inyectarse grasa.

“Esas caderas antes no las tenía”, “Se ha hecho algo”, “Eso me huele a operación”, “Ahí hay trampa” o “El bisturí hace milagros” son algunos de los muchos comentarios en este sentido.

Comentarios que, obviamente, Taylor ni ha leído ni leerá. Y es que Swift, como también ha hecho recientemente su gran amiga Selena Gómez, ha optado por vivir su vida alejada de los haters y no dándoles la satisfacción de ver cómo sus comentarios le afectan.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad