Eva González

¡Se lo quita en el WC y se hace este selfie! Eva González ¡y la última foto bomba!

stop

La presentadora de La Voz se queda impactante ante un gran cambio

25 de noviembre de 2019 (12:11 CET)

Cayetano Rivera y Eva González están de rigurosa actualidad. La pareja está terminando la mudaza. Hace unas semanas, la presentadora y el diestro tomaron la decisión de abandonar su céntrico piso de Madrid para irse a un chalé unifamiliar, mucho más grande, y a las afueras de la ciudad. Una decisión que ya meditaban cuando nació el pequeño Cayetano. Ambos quieren que su hijo nazca alejado de los medios de comunicación y los fans.

Siempre que hay un cambio importante en la vida de una persona decide hacerse un pequeño o gran cambio de look, según se mire. En este caso, el torero ha sorprendido a la ex modelo con un cambio radical. No parece ni él. Después de unos cuantos años, Cayetano decide quitarse la barba y dejarse la piel como un bebé. 

El diestro ha sido el encargado de compartir este momento en sus redes sociales. Anunció que iba a hacer un importante cambio en su vida, "algo que no hacía desde hace demasiado tiempo". Adiós barba. Ya no se la perfila más. Ahora nos tendremos que acostumbrar al nuevo rostro de Cayetano, que también hay que decir que está muy guapo igual. 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Antes & Después 😋 Suelo afeitarme solo para torear..hoy toca! #toros #acho #lima

Una publicación compartida de Cayetano Rivera (@cayetanorivera) el

Cayetano ha compartido en su perfil de Instagram la fotografía del antes y la del después para analizar detalladamente el cambio. "Suelo afeitarme solo para torear, hoy toca...", escribió. En pocos minutos la publicación ha conseguido miles de likes y comentarios. Sus seguidores babeaban ante tal belleza y un cuerpo esculpido en piedra. Ahora mismo todas y más de uno sienten envidia. Todas querrían ser Eva González. 

''Con o sin barba, eres el número 1'', escribían sus amigos. Nos hubiese gustado saber que piensa la presentadora al respecto, pero no se atrevió a decir nada, tal vez para no incendiar más las redes. Estaban demasiado calientes. 

 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad