Kiko Matamoros

¡Pillado en el lavabo con una famosa! Kiko Matamoros no puede taparlo más

stop

El colaborador de Sálvame ya no defiende a una de las personas más importantes de su vida

18 de noviembre de 2019 (15:03 CET)

Kiko Matamoros ha hecho las paces con su hijo Diego Matamoros, con quién mantenía un enfrentamiento por los platós de Telecinco. El colaborador de Sálvame ha sido el gran apoyo del joven en estos momentos tan difíciles. Diego estaba muy afectado por el acercamiento entre Kiko Jiménez y Estela Grande en la casa de Guadalix. 

Diego Matamoros se ausentó de plató y vivió un enfrentamiento con Kiko Jiménez cuando salió de la casa expulsado. El hijo del colaborador pasó una noche en una conocida discoteca de la capital para evadirse de los problemas y conoció a una mujer, Lola Ortiz. Ésta se ha mantenido en la opinión pública durante las últimas semanas y continúa el debate sobre si ella y Diego podrían haber tenido algo más que una conversación. 

Kiko Matamoros visitó este fin de semana una conocida discoteca de Madrid que cumplía un año desde su apertura. El colaborador habló de lo enamorado que estaba de Marta López, pero también tuvo palabras para su hija. Según su padre, Diego está "un poco descolocao, no ha gestionado bien su crisis con Estela y él lo ha reconocido, y yo creo que el error más grave es seguir apoyando a Estela". Además, Matamoros también hecha la culpa a Estela: "Ella se escandalizaba porque Adara y Gianmarco se metieran en el mismo edredón, y yo he debido ver un programa diferente, porque ella en más de un ocasión ha estado debajo de la manta con Kiko".

El colaborador cree que el futuro entre Diego Matamoros y Estela Grande no tiene futuro. "Yo ya lo he dicho que no, porque tienen poco futuro. En la vida hay cosas que se pueden olvidar pero se quedan siempre dentro. Tú intentas perdonar pero no".

Respecto a la supuesta infidelidad entre Lola Ortiz y Diego Matamoros cree que sí se ha producido. "Honestamente, voy a ser más sincero de lo que debería. Creo que algún escarceo tuvieron en los servicios de la discoteca, lo digo honestamente. Diego me ha dicho que no, pero creo que eso sí ha podido suceder. Luego para que la historia vendiera bien pues pasa por una situación que ha contado ella, que creo que no existe porque fundamentalmente la vecina es una amiga suya que se llama Marta".

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad