La reina emérita Sofía | EFE

La reina Sofía tiene una grave enfermedad. El último diagnóstico que España no conoce

stop

Esta es la situación que atraviesa la madre de Felipe VI

16 de junio de 2020 (13:08 CET)

Son momentos muy duros para la reina emérita doña Sofía. La situación que vive España con el coronavirus sumada a lo que ha estado sacudiendo la casa real durante el confinamiento y la desescalada han dejado muy tocada a la madre del rey Felipe VI.

De entrada, la filtración del diario The Telegraph de la presunta corrupción de su marido Juan Carlos I. Nos referimos a los presuntos 100 millones de euros cobrados del gobierno de Arabia Saudí en forma de comisiones por su participación en la construcción del AVE Medina-La Meca.

Juan Carlos I Arabia

Un escándalo al que esta semana se sumó la noticia de que la Fiscalía del Tribunal Supremo investigará el asunto, que se une a la investigación que ya tiene abierta en Suiza sobre la fortuna del ex Jefe de Estado que Forbes cuantifica en 2.000 millones de euros.

Sofía, preocupada por su hijo

Aunque no preocupa tanto a Sofía lo que le pueda pasar a Juan Carlos como la ruptura de su hijo con su padre, o que el primer pueda terminar salpicado por los asuntos del emérito.

A ello hay que añadir el que Sofía no ha podido ver a sus sobrinas, la princesa Leonor y la infanta Sofía, a las que adora sin condiciones. Como tampoco ha podido encontrarse con sus hijas, las infantas Cristina y Elena, y con su hijo, Felipe. La suegra de Letizia es persona de riesgo y el protocolo no le ha permitido juntarse con los suyos.

Leonor, Sofia y la reina Sofia | EFE

Otro duro golpe

Ni siquiera cuando recibió la dura noticia de la muerte de Pablo Bradam el pasado 7 de mayo. Era el primo de Sofía, a quien la emérita estaba muy unida.

“Muerte de Pablo Bradamprimo hermano del rey Constantino, la reina Sofía y la princesa Irene de GreciaPablo era hijo de la princesa Catalina de Grecia, Lady Brandam, hermana del rey Alejandro, el rey Jorge II, el rey Pablo I de Grecia (padre de la reina emérita), la reina madre Helena de Rumanía e Irene, duquesa de Aosta”, rezaba el comunicado publicado por la casa real.

Situación preocupante

A la que sí tiene a su lado es a la princesa Irene de Grecia, su hermana, con la que ha pasado los últimos meses. Aunque su presencia no es suficiente para sacarla de la depresión que, según revelan en el entorno de la familia real, atraviesa desde hace tiempo y en los últimos meses se ha acentuado.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad