Infanta Elena

La infanta Elena se cambia la cara en el cirujano: ¡Ojo al antes y al después!

stop

La hermana del Rey Felipe y las fotos que ponen patas arriba las redes sociales

17 de febrero de 2020 (12:09 CET)

No corren buenos tiempos para la infanta Elena. Y es que no son otros que sus hijos, Froilán y Victoria Federica, los que le han dado algún que otro disgusto en los últimos meses.

Superada ya la adolescencia, los dos empiezan su vid adulta con las habituales disputas con sus padres. En el caso de Victoria Federica, no es ningún secreto que ha tenido sonoras y públicas broncas con su madre. Incluso llegaron a gritarse en un hotel.

El motivo que molesta, y muchos, a la hermana del Rey Felipe, es que su hija esté viviendo su etapa de juventud de manera muy activa, sobre todo a nivel de fiestas y amistades. Por su parte, la relación de su hijo Froilán con Mar Torres, especialmente mediática, provoca portadas que no acaban de gustar a Elena.

La infanta Elena se opera la cara

Pero, como bien apunta un conocido dicho, ‘al mal tiempo, buena cara’. Parece que, en este sentido, la hija de Juan Carlos I se lo ha tomado de manera literal. Y es que, como han apuntado muchos periodistas expertos en la Casa Real, la infanta Elena habrías decidido emular a su cuñada la Reina Letizia y se habría hecho algún que otro retoque en su cara.

Infanta Elena

Un cambio físico que bien podemos apreciar en estas dos imágenes entre las que apenas hay dos meses de diferencia. Un antes y después que, como era de esperar teniendo en cuenta todo los que genera la Casa Real en las redes, ha provocado muchos comentarios.

Infanta Elena

Madre mía se ha hecho de todo”, “La piel parece otra”, “Unos cuentos arreglitos parea olvidar las penas que le dan sus hijos nunca vienen mal”, “Es evidente que se ha puesto en manos de los cirujanos”, “El cambio es de los bestias” o “Mira, como Letizia, otra que se apunta a la moda de los retoques” son tan sólo algunos de ellos.

Veremos si este paso por el quirófano es el último o a Elena, como le ha pasado también a Letizia, le vuelve a picar el gusanillo del bisturí.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad