Paz Padilla botón dorado

La durísima enfermedad que Paz Padilla sufre en silencio

stop

La presentadora de Sálvame preocupa a sus seguidores tras cancelar una de sus funciones

30 de diciembre de 2019 (12:13 CET)

Paz Padilla siempre se ha caracterizado por tener una sonrisa de oreja a oreja. Ella siempre ha sido la encargada de hacernos reír. No obstante, la vida no es siempre de color de rosas, ni tan siquiera para una humorista. Como presentadora o como actriz, la gaditana siempre ha hehco gala de su enorme sentido del humor. Poco habla de su vida privada, más cuando elogia a su hija Anna Ferrer. Sin embargo acaba de salir a la luz la delicada situación por la que pasan ella y su marido Juan Antonio Vidal por problemas de salud. 

Paz Padilla tiene la agenda repleta de compromisos profesionales. Series, programas y funciones de teatro que ha debido suspender. En seguida saltaron las alarmas. La presentadora de Sálvame calmó las aguas justificando que había sufrido un cólico nefrítico o frenético tirando de sentido del humor hasta en los momentos más difíciles. "He estado malita. He sufrido un cólico nefrítico, ya estoy mejor, aunque un poco dolorida. Es la primera vez que tengo que suspender una función", lamentó.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Éxito en Altea,esta noche más!!!! Gracias por vuestro cariño y aplausos!!!

Una publicación compartida de Paz Padilla (@paz_padilla) el

Sin perder una pizca de su gracia habitual, la gaditana contó que "los médicos me han dicho que tengo cálculos. Yo, que nunca he aprobado Matemáticas, ahora tengo cálculos. Una, que ya no puede hacerse mayor". Son unas piedras que se forman en la zona del uréter y que causan un dolor lumbar muy intenso. 

Por norma general este dolor desaparece cuando el paciente expulsa la piedra mediante la orina, aunque si el cálculo es muy voluminoso y permanece demasiado tiempo obstruyendo la zona puede llevar a la pérdida definitiva de la función renal. En estos casos es muy importante la rapidez. 

 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad