Justin Bieber “drogado y ebrio”: el vídeo que conmociona a Hailey Baldwin

stop

El cantante canadiense ha cambiado radicalmente desde que mantiene una relación con la modelo

Justin Bieber

25 de agosto de 2019 (11:22 CET)

Justin Bieber y Hailey Baldwin pasan por su mejor momento personal y profesional. El cantante canadiense vuelve a ponerse manos a la obra con su carrera discográfica después de hundirse en una profunda depresión. Su canción con Ed Sheeran se ha convertido en todo un éxito. 

El cantante y la modelo están cada vez más unidos. Acaban de estrenar casa en Beverly Hills. Una mansión que cuenta con zona ajardinada, piscina y gimnasio. Todavía no han dado ningún detalle de su boda religiosa. El año pasado se casaron en secreto por lo civil y prometieron que después lo harían por la iglesia con familiares y amigos más cercanos. También podría haber un bebé en camino, pero de momento no están por la labor. Son solo planes de futuro. 

Mientras todavía hay seguidores de Selena Gómez que se encargan de desprestigiar a la modelo por entrometercerse en la relación de ambos, otros creen que Baldwin ha ayudado mucho a Bieber para salir de la vida destructiva en la que se había metido. 

El artista pasó una mala época durante un largo tiempo. Peleas, delincuencia, drogas, alcohol y mujeres. La modelo le ha devuelto la paz y serenidad que necesitaba. Ahora es plenamente feliz, tal y como ha asegurado en alguna entrevista. 

Si por algo también es conocido el cantante canadiense es por su adicción al sexo. Algo que le gusta mucho y siempre lo ha gritado a los cuatro vientos sin ningún pudor. En muchas ocasiones se le ha pillado en clubes nocturnos saliendo en pésimas condiciones del local como también llevándose a alguna trabajadora sexual a los hoteles donde se hospedaba durante sus giras. 

Según él, tenía "un problema con el sexo", describiendo que era un vicio más con el que ya no obtenía placer. "Dios no nos pide que no tengamos sexo por él, él quiere reglas y otras cosas. Él dice algo como: Estoy tratando de protegerte de dolor y de la pena. Creo que el sexo puede causar mucho dolor. A veces la gente tiene sexo por que no se siente suficiente, porque carece de autoestima". 

Finalmente la meditación le ayudó a canalizar su obsesión por el sexo. Antes de unirse en matrimonio con Hailey Baldwin mantuvo un año de celibato. No tuvieron relaciones sexuales hasta que se unieron en matrimonio. Y mucho antes protagonizó estos bochornosos momentos en un club nocturno estadounidense. 

Sus problemas no fueron solo con el sexo, también con las drogas y el alcohol. Justin ha revelado haber sido adicto al Xanax, un estupefaciente que habría podido poner en peligro su vida en una época en la que cayó en una gran depresión.

Convertirse en una estrella tan mediática como él a la temprana edad de 13 años no es algo muy común y no facilita las cosas. Esto acaba pasando factura como también le ha pasado a otros artistas. “He tenido éxito desde los 13 años así que realmente no tuve la oportunidad de descubrir quién era más allá de lo que hacía”, ha explicado. En ese momento se popularizó su canción Baby. Aún recordamos al cantante con el pelo cortado al estilo capa y con su flequillo. 

Ahora mismo se siente avergonzado de todas esas acciones y más cuando vea este vídeo donde siendo mayor de edad ya apareció totalmente borracho ante los medios y, muy probablemente, con alguna sustancia estupefaciente en el cuerpo. 

En esta época empezó a conocer a Selena Gómez y se podría decir que esta también fue un gran apoyo para él y le sacó de ese agujero sin fondo en el que estaba inmerso. Las mujeres para él son una salvación. 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad