Reina Sofía | EFE

Grave. El motivo por el que la reina Sofía lleva 87 días desaparecida

stop

La esposa del emérito Juan Carlos I preocupa y mucho en la casa real

02 de junio de 2020 (13:17 CET)

La reina emérita doña Sofía ha sido una de las personas más aprensivas y respetuosas con el coronavirus. Lo demostró bien diez días antes de que el Gobierno de coalición de Pedro Sánchez decretara el Estado de Alarma en España.

La madre del rey Felipe VI acudió a visitar la imagen de Jesús de Medinaceli. Y ya allí tomó las precauciones necesarias, a pesar de que el COVID-19 todavía no había hecho estragos en España, donde se contabilizan más de 27.000 muertos.

Reina Sofía medinaceli

Aquel día Sofía a diferencia de otras ocasiones no besó la estatua de madera. Simplemente se santiguó dos veces frente a ella. Además, tampoco dio la mano a los fieles que acudieron al evento. Y mucho menos entró a la sacristía a visitar a los frailes. De hecho, su visita se resumió en menos de cinco minutos. Posteriormente regresó a Zarzuela, donde ha estado confinada desde entonces.

Sofía se confina

Pero claro, estas precauciones la tienen encerrada desde entonces, lo que tiene a muchos preguntándose donde está Sofía. Una cuestión a la que respondió en parte Pilar Eyre, asegurando que se encuentra apartada en un ala de Palacio junto a su hermana, la princesa Irene.

“Estaban solas solo iluminadas por una lámpara de pie, estaban cenando las dos hermanas en una mesa camilla, vestidas de negro... En silencio y sin esas sonrisas profesionales que siempre exhiben en público parecían dos ancianas”, le habría revelado un visitante de Zarzuela que se perdió por Palacio y se topó con la estampa descrita.

Pero al margen de ello, nada más se ha sabido de la emérita, a diferencia de la reina Letizia y el rey Felipe VI, que sí han salido últimamente de Zarzuela para mostrar su apoyo a la nación.

 El rey Felipe VI durante un mensaje televisado. EFE

87 días desaparecida

Y así, ya son 87 días los que han pasado en los que Sofía ha estado desaparecida. Cómo seguirá es una incógnita. No obstante, lo que sí comentan en el entorno de la familia real son los motivos que la tienen ausente.

Se dice que Sofía atraviesa un bajo estado anímico muy preocupante, cercano a la depresión, a causa de los golpes que ha recibido en los últimos meses. Por un lado, el asunto de corrupción que salió a la luz protagonizado por su marido Juan Carlos I y en el que han vuelto a salir a relucir las aventuras extramatrimoniales del emérito. Por otro, el daño que está haciendo a España la crisis del COVID-19.

Aunque lo que más duele a Sofía es que no puede ver a sus seres más queridos. Sobre todo a la princesa Leonor y a la infanta Sofía, a las que quiere con locura pero a las que no se puede acercar, debido a que se encuentra en edad de riesgo.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad