Gema López destapa las órdenes que recibe Kiko Matamoros por el pinganillo

Gema López estalla contra Kiko Matamoros tras sus cambios de opiniones en 'Sálvame' y éste se confiesa

Fotografía: Gema López destapa las órdenes que recibe Kiko Matamoros por el pinganillo
Fotografía: Gema López destapa las órdenes que recibe Kiko Matamoros por el pinganillo

El nuevo concurso de ‘Sálvame, ‘Quiero dinero’ está cumpliendo con su finalidad. Provocar a todos los colaboradores del programa y que se enfrenten los unos a los otros a través de las declaraciones. Chelo García Cortés ha sido la primera en sentarse en el sillón y parece que no está muy dispuesta a dejarlo. Ya lleva acumulados más de 30.000 euros.

Chelo tuvo que contestar a una pregunta personal de Gema López, y ésta, muy discreta con su vida privada se enfadó con ella. Aún no le perdona. “A mí me chocó porque esa frialdad que tenía, no reconocí a Chelo”, afirmaba Gema este lunes.

Kiko Matamoros lanzaba una pulla a las dos afectadas por el momento y grandes amigas de la periodista: “no conocen a la Chelo a la que no controláis, a la que no sometéis”, decía en alusión a sus compañeros de ‘DEC’. Gema López estallaba y le recordaba, elevando el tono, que él había hecho llorar a Chelo en numerosas ocasiones.

Fotografía: Gema López destapa las órdenes que recibe Kiko Matamoros por el pinganillo

“Yo te digo a ti lo que me de la gana, porque ya estoy hasta aquí que me digas lo que soy. Estoy hablando de ti y de tu comportamiento con Chelo, que es algo público o ¿también te viene mal?”, le preguntaba Kiko muy cabreado. “Yo estoy súper serena, en ese tono no le contesto a nadie”, le decía ella.

“¿El tono? Cuando ella se rasga las vestiduras, chilla a todo Dios y hace lo que le da la gana”, se quejaba el colaborador. Y era cuando Gema soltaba que Kiko tenía doble cara y decía una cosa delante y otra detrás:  “¿Jugamos y que luego me digas en publi no pienso esto pero me lo dicen por el pinga?”, le preguntaba ella.

El programa se iba a publicidad y al volver Kiko Hernández mostraba que Kiko Matamoros se había quitado el pinganillo para dejar claro que todo lo que dice en el programa es su opinión.

“Estoy hasta las narices de que me den lecciones de ética, respeto el trabajo de los demás hasta que no respetan el mío”, decía indignado Kiko Matamoros. “Como ya llueve sobre mojado le querría decir a la compañera que es muy fácil el trabajo que tú haces, facilísimo, venir aquí a hablar de la vida de los demás  y yo de mi vida privada no hablo”, le decía a Gema.

“Eso es lo cómodo, que los demás se desgasten que yo soy una macarra de la moral”, añadía Matamoros ante una Gema López impertérrita. Finalmente, ella le agradecía que hubiera bajado su tono con ella llamándole “tabernero”: “Te has exaltado porque buscas que me exalte yo”.