Karim Benzema no se mueve| EFE

Benzema se carga un trueque de Florentino Pérez con un “no voy”

stop

El delantero francés echa por tierra una operación de su presidente

10 de febrero de 2018 (13:41 CET)

Ni de broma. Karim Benzema ya le ha dicho a Florentino Pérez que no piensa moverse del Real Madrid con un alto y claro “no voy”. Y menos aceptar la oferta que el presidente le ha puesto encima de la mesa al francés.

Desde la directiva blanca se ha tomado la decisión de vender a Karim a final de temporada. Su rendimiento este años está siendo desastroso y su etapa en el Bernabéu debe acabarse en junio.

El problema es que está jugando tan mala que su caché no para de bajar. Por eso Florentino está intentando meter al galo en alguna de las operaciones que prepara para el próximo mercado de fichajes.

Un cambio de cromos

Y una de ellas es la de Harry Kane. Desde Chamartín han fijado el fichaje del inglés como uno de los prioritarios de cara a darle la vuelta a la línea atacante del Real. El problema es que desde Londres están pidiendo una millonada. Entre el traspaso y la ficha de Harry la broma podría subir a los 300 millones.

Una cifra que el mandatario blanco ha intentado rebajar metiendo con calzador a Benzema como moneda de cambio. Sin embargo, ha sido el propio Karim quien se ha negado.

No quiere perder ni un euro

El motivo es muy sencillo: El delantero no está dispuesto a moverse de la capital española a no ser que se cumplan dos condiciones. La primera es que el destino sea de nivel. Benzema cree que aún tiene unos buenos años por delante y no quiere ir a parar a un equipo de menor nivel que el Madrid.

Pero es la segunda es la que más le está complicando las cosas al presidente. El ‘9’ no está dispuesto a perder ni un euro con el traspaso. O se va a un club que l pagan lo mismo que están haciendo en La Castellana o se queda. Sí o sí.

La única oferta, de risa

Y claro, si al bajo nivel que está mostrando este año se le suman estas dos condiciones, las posibilidades de verlo fuera cada vez son menores. Al menos al precio que le gustaría a Florentino, que está pidiendo 60 millones por él.

De momento, el único club que se está mostrado interesado en hacerse con sus servicios es el Arsenal. Un equipo que sí que cumpliría con los dos requisitos de Benzema pero que la oferta es de risa.

Wenger no está dispuesto pagar más de 40 millones por su compatriota. Una cifra que deja en ridículo a Karim y a Pérez.

Lo que está claro es que al Tottenham, por mucho que el presidente o quiere meter en la operación Kane, no se va.