Antonella Roccuzzo bloquea la salida de Luis Suárez del Barça

La mujer del delantero del Barça Leo Messi, Antonella Roccuzzo, clave en la no salida de Suárez del Barça

Leo Messi y Antonella Roccuzzo
Leo Messi y Antonella Roccuzzo

El delantero del FC Barcelona Luis Suárez fue uno de los primeros descartes del nuevo entrenador del primer equipo azulgrana, Ronald Koeman. Sin embargo, pese a que lo tenía caso hecho para fichar por la Juventus de Turín, su salida se ha encallado. Y en el asunto tienen algo que ver Leo Messi y su esposa, Antonella Roccuzzo, así como la mujer del uruguayo, Sofía Balbi.

Menos de un minuto. Eso es lo que duró la llamada de Ronald Koeman a Luis Suárez cuando el míster le dijo al delantero que no contaba con él en su proyecto y que se buscara equipo para el próximo curso.

Luis Suárez
Luis Suárez

Suárez hace las maletas rumbo a Turín

Tras aquella llamada, Suárez le dijo a su agente que moviera hilos y rápidamente la Juventus de Turín le abrió las puertas al crack. Las conversaciones properaron y el jugador lo tenía todo acordado. Solo faltaba que Luis aprobara el examen de italiano que le permitía obtener la nacionalidad.

Sin embargo, su posible fichaje por los bianconeri se quedó en stand by y en los últimos días las relaciones se han enfriado. Y el motivo radica en el culebrón Messi.

Messi frena la salida de Luis Suárez

Tal y apuntó Diario Gol, cuando el jugador aceptó dejar de forzar su salida, exigió que a cambio Koeman readmitiera a Suárez en el vestuario. Ante la más que segura salida de Arturo Vidal, uno de los mejores amigos de Leo en el vestuario, el argentino no quería perder a su otro gran aliado. Y puso sobre la mesa la continuidad del uruguayo para dejar de tensionar la cuerda.

Fotografía: Antonella Roccuzzo bloquea la salida de Luis Suárez del Barça

Una petición en la que también tuvo que ver Antonella Roccuzzo. La esposa de Messi, que tiene en la mujer de Suárez, Sofía Balbi, a una de sus mejores amigas en la ciudad condal, le pidió al capitán culé que presionara para que Suárez y su familia se quedaran en Barcelona. De hecho, juntas abrieron la tienda de calzado en la ciudad condal que terminó fracasando. Una amistad a cuatro bandas que ha sido decisiva en la no salida de Suárez.