Marco Asensio | EFE

Marco Asensio o “Viene al Real Madrid”: fecha de presentación (y dorsal)

stop

Un fichaje blanco ya sabe cuando llegará a Madrid

06 de diciembre de 2018 (15:12 CET)

El Real Madrid ya tiene su primer fichaje y ya hay fecha de presentación. El jugador es Rodrygo, el brasileño que fue fichado por los blancos esta pasada temporada y que está cedido en el Santos. El delantero carioca costó 40 millones de euros y es una de las grandes perlas del fútbol sudamericano.

Ya es una joven estrella

Prueba de ello es que ha quedado en el cuarto puesto del Trofeo Kopa, el que encumbra al mejor futbolista Sub-21 del mundo. Ese galardón lo conquistó otro deseo de Florentino Pérez, Kylian Mbappé. Pero, el brasileño tiene tan solo 17 años.

Rodrygo asegura que vendrá en julio

Ya está preparado para arrancar la segunda parte del Brasileirao, pero antes ha confirmado que llegará al Real Madrid en junio y no en enero, como se especulaba: “"Es correcto que iré en julio. Hay acuerdo entre el Madrid y el Santos y no creo que haya posibilidad de ir antes".

Además, sigue muy de cerca los resultados de su próximo equipo: "El Real Madrid no empezó bien en los últimos tres años, pero fue tres veces campeón de la Champions League. No se puede dudar de Real Madrid y no hay que hablar demasiado pronto". 

Rodrygo| EFE

Desde la cúpula madridista no quieren presionar a la joya brasileña y permitirán que juegue el Sudamericano Sub-20, que se disputará después de navidades en Chile y donde será la estrella de la ‘verdeamarela’. Y es que la otra gran estrella y también jugador merengue no estará en este torneo. Vinicius no tiene el permiso de jugarlo, ya que el campeonato español de Liga y la Copa del Rey no para.

Los 'pesos pesados', alertados con su llegada

La llegada de Rodrygo ya ha alertado a los integrantes de la actual plantilla de Solari. En el vestuario ya se comenta: “Viene al Real Madrid”, advirtiendo de una incorporación que promete muchas tardes de gloria en Chamartín

Esta situación pone en alerta a Asensio, Isco y compañía. Los jugadores que juegan en la posición del carioca ya temen que sean relegados a un segundo plano si el año que viene el nuevo fichaje blanco la ‘rompe’. Y les podría hasta quitar su dorsal. Tienen que ponerse las pilas.

 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad