Jose Mourinho| EFE

Negocia con Mourinho. Y no es ningún crack de Florentino Pérez: traición a Messi (y al Barça)

stop

Uno de los pesos pesados del vestuario azulgrana pone patas arriba el Camp Nou

06 de septiembre de 2018 (15:00 CET)

Uno de los pesos pesados del vestuario del Barça está más que dispuesto a escuchar ofertas de otros clubes. ¿Quién es? Pues ni más ni menos que Jordi Alba. El lío que tienen montado en el Camp Nou con el lateral es de los gordos.

Entre otras cosas porque desde la directiva se le prometió al catalán una mejora en su contrato hace dos años que, de momento, no ha llegado. Ni llegará. Al menos dentro de un periodo de tiempo cercano.

Desde el club consideran que el contrato que tiene a día de hoy es más que satisfactorio para las dos partes y no ven la necesidad de sentarse a negociar. El problema es que no han sido pocos los indiscutibles que han ido pasando por los despachos a firmar sus mejores, y Alba, lógicamente, quiere la suya.

Jordi Alba | EFE

José Mourinho está muy atento

Ante esta situación, el entorno del jugador está presionando al club con una táctica muy habitual en estos casos: con ofertas de otros clubes. Y una de ellas es la de José Mourinho.

El técnico portugués, que tiene también varios cracks de Florentino Pérez bajo la lupa,  está siguiendo muy atento la evolución del conflicto en el Barça y ya le ha hecho saber al entorno del defensa que, en el caso de que quiera salir, él estará allí esperándole.

La idea que tiene Jordi es la de asegurase una renovación que le permita seguir en el Barça durante muchos años. Su voluntad es la de quedarse, pero no está dispuesto a perder dinero por ello. Y ya ha avisado que escuchará todas las ofertas.

Traición a Messi

Una actitud que parece no haber gustado nada dentro del vestuario. De hecho ya hay quien habla de traición. Alba acaba contrato en 2020, por lo que no es que corra especialmente prisa sentarse a renegociar el acuerdo.

Además, no es ningún secreto que algunos de los integrantes del vestuario están con la mosca detrás de la oreja respecto a Jordi. Y la mejor prueba de ello es su fracaso en la votación de la capitanía.

Tras la marcha de Andrés Iniesta y Javier Mascherano, desde dentro de optó por elegir a Gerard Piqué como tercer capitán y someter a votación al cuarto. Se presentaron Alba, Sergi Roberto y Ter Stegen. ¿El resultado? Ganó Roberto y Alba quedó último por detrás del guardameta.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad