Messi| EFE

“Me voy con Neymar”. Messi calla. Coutinho también (y el lío es en el Barça)

stop

El secreto de un crack de Valverde que pone el Camp Nou patas arriba

04 de septiembre de 2018 (14:16 CET)

En apenas dos meses, la vida de Ousmane Dembélé ha dado un giro más que radical. El extremo francés llegó el pasado verano al Camp Nou con la etiqueta de ser el sustituto de Neymar, una losa que nunca pudo quitarse.

De hecho, su primera temporada en las filas blaugranas fue un desastre. Se lesionó poco después de arrancar el curso y, cuando regresó a los terrenos de juego, su futbol no fue precisamente brillante.

De ahí que muchas fueran las voces en el vestuario, entre ellas las de Leo Messi y Philippe Coutinho, las que estuvieran reclamando su salida en este recientemente cerrado mercado de fichajes.

El lío con Dembélé

En el club, cuentan desde dentro, esa posibilidad no se contemplaba a no ser que llegar un club y pusiera encima de la mesa una oferta mareante. Eso sí, la secretaría técnica culé se movió rápido y bien y se hizo con los servicios de Malcom, un jugador que había despuntado el año anterior en la liga francesa y que, entre otras cosas, juega en la misma posición que Ousmane.

Dembélé | EFE

Un fichaje que puso de los nervios al galo. De hecho, avisan desde su entorno que el cabreo que llevaba viendo que el club había fichado a un potencial rival en el campo era tan grade que se planteó hacer las maletas y poner tierra de por medio.

Dembélé era consciente que en el PSG suspiraban por ficharlo, de ahí que en más de una ocasión asegurara a su círculo más íntimo “Me voy con Neymar”. El club parisino intentó aprovechar el interés del Barça en Rabiot para meter al extremo en la operación, pero el Barça se cerró en banda.

Un Dembélé en modo estrella

Por suerte para todos, Dembélé incluido, el extremo ha acabado quedándose y mostrando, quizás por la rabia de saber que el club desconfiaba sutilmente de él, que puede ser un jugador más que interesante para los planes de Ernesto Valverde.

Ous’ ha arrancado la temporada como un tiro: tres goles en cuatro partidos. Y, más allá de sus goles, las sensaciones que desprende ahora el extremo son más que positivas. Veremos qué ocurre cuando Valverde apuesta por dar entrada a Malcom en su lugar. Algo que, viendo el rendimiento que está teniendo ahora ‘el mosquito’, parece difícil que ocurra pronto en partidos de primer nivel. Eso sí, Messi y Coutinho prefieren no recordar el lío. Aunque en el Barça se sabe todo.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad