Gareth Bale ya es Cristiano Ronaldo: los fichajes que pide a Florentino | EFE

Florentino Pérez interviene para frenar una bronca con Gareth Bale

stop

El 'expreso de Cardiff' estalla contra Zidane

23 de septiembre de 2017 (18:19 CET)

Hay lío en el Real Madrid. Diario Gol lo avisó hace pocos días. Zinedine Zidane empieza a estar harto de Gareth Bale y de esas imposiciones que le obligan a darle minutos.

El entrenador francés es un amante del fútbol de ataque, colectivo y en velocidad. Esta última cualidad sí que la tiene Bale, pero a la hora de asociarse y crear el galés está muy verde.

Zidane disfruta más cuando se juntan virtuosos del balón como Isco, Asensio, Benzema, Modric o Dani Ceballos. El andaluz fue titular por vez primera en el Madrid y brindó una exhibición.

Curiosamente, se repitió una historia parecida a la que protagonizó Borja Mayoral en Anoeta. Debut como titular y dos goles (uno suyo y el otro en propia puerta de la Real, provocado por él).

Ceballos siguió la estela de Mayoral pero en Mendizorroza y anotó los dos primeros tantos del Madrid. A trompicones, más por empeño que por categoría, pero perforó la meta de Pacheco.

Y Gareth Bale lo vio todo desde el banquillo. El galés quedó como principal señalado de la derrota en el Bernabéu contra el Betis. Por eso le molestó mucho la noticia de su suplencia.

Bale y amigos, fuera de juego

El expreso de Cardiff quedó fuera del once junto a su buen amigo Luka Modric. Su otro amigo, Toni Kroos, ni siquiera fue convocado. Zidane quiso aprovechar para dar descanso a su clan.

El francés prefirió dar minutos a la denominada segunda unidad, aunque sigue manteniendo a Llorente fuera de juego. Pero la entente entre Isco, Asensio, Ceballos y Lucas Vázquez fue total.

Cristiano Ronaldo estuvo también para poner la puntilla, pero siguió negado de cara al gol. Y lo que es peor, se le notaba totalmente aislado del clan español. Tanto que abroncó a Isco.

Pero el gran enfado lo tenía Bale, que no disputó ni un solo minuto pese a lo ajustado del resultado (1-2). Florentino Pérez habló con él antes del partido, en cuanto supo su suplencia, para calmarlo. 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad