Cristiano Ronaldo dedica su 'hat trick' contra el Atlético a un crack del Barça

stop

El futbolista portugués recupera su versión más efectiva en el Calderón y corona su gran año

Cristiano Ronaldo celebra con sus compañeros la exhibición del Madrid en el Calderón | EFE

19 de noviembre de 2016 (23:02 CET)

Cristiano Ronaldo es el futbolista de este 2016. Una vez más, el crack portugués calló todas las bocas y demostró que mantiene su voracidad goleadora. No tiene la velocidad ni la agilidad de antes, pero no ha perdido el olfato de killer y ese pellizco de suerte necesario.

El delantero del Real Madrid fundió a un Atlético (0-3) que, en la previa del choque, parecía favorito. No necesitó hacer gran cosa a nivel individual para hundir a los hombres del Cholo Simeone. Simplemente, meterla.

Cristiano plasmó en el marcador un gran partido del conjunto blanco. En el primer tiempo, los de Zinedine Zidane fueron claramente superiores y fueron al descanso por delante gracias a un gol de falta del portugués ('23).

Zidane no solo le ganó la partida a Simeone, sino que también le ha dado una clase magistral a Luis Enrique. El técnico asturiano volvió a mover mal el banquillo del Barça ante la ausencia de Leo Messi y Luis Suárez, siendo incapaz de lograr la victoria contra el Málaga (0-0).

El Madrid no nota las bajas

El Madrid, que no terminaba de jugar bien este curso, sacó su mejor versión pese a las importantes bajas en la plantilla –sin Benzema, Ramos, Pepe (Varane y Nacho formaron en el eje de la defensa), Kroos, ni Casemiro– y demostró que tiene fondo de armario.

En el segundo tiempo, el Atlético trató de dar la vuelta al partido. Los rojiblancos salieron con ganas, pero no lograron batir a Keylor Navas y terminaron hundidos.

Cristiano Ronaldo provocó un penalti y lo anotó ('71) y escasos minutos más tarde ('77) completó su triada de goles al anotar una asistencia de Gareth Bale. Y ya van 18 goles contra el Atlético.

Tras el segundo gol, Cristiano se dirigió a las cámaras y puso gesto pensativo. Una mueca dirigida a todos sus detractores, a aquellos que hablan más de la cuenta, que lo quieren jubilar antes de tiempo... Pero, por encima de todos ellos, a un crack del Barça.

Misteriosa dedicatoria de CR7

El gesto iba dedicado a Leo Messi. Igual que el partido en sí. Esos tres goles justo el día en que Messi se borró del duelo contra el Málaga por un dolor de barriga. Una indisposición que obligó a Luis Enrique a alinear a Rafinha –que no estuvo mal– junto al fatídico Paco Alcácer.

Cristiano redondea con estos tres goles un año mágico en que ha ganado la Champions y la Eurocopa. Pero no se queda ahí. El mensaje es claro: el Balón de Oro es suyo y, al paso que van, la Liga también será blanca esta temporada.

Los de Zidane llevan ya cuatro puntos de ventaja al Barça a falta de dos jornadas para el clásico del 3 de diciembre. Y por eso el mensaje también es muy obvio hacia Messi: como no se ponga las pilas, lo mismo que ha ocurrido en el Calderón pasará en el Camp Nou.

El Madrid ha sorprendido. Ha mostrado una cara renovada donde Isco cuajó una actuación excepcional, acompañado de segundas espadas como Kovacic y Lucas Vázquez. Si el Barça no da un giro radical, esta Liga se irá para Madrid cinco años después.