Casemiro traiciona a Cristiano Ronaldo (y en el Real Madrid no se habla de otra cosa)

stop

El centrocampista brasileño es el último de una larga lista de jugadores en dar la espalda a CR7

Madrid, 27 de junio de 2018 (17:00 CET)

Tu quoque, fili mi! debe pensar Cristiano Ronaldo. Igual que Julio César no pudo evitar expresar su sorpresa ante la presencia de su ahijado, Bruto, entre los congregados para asesinarle en el Senado romano, Ronaldo ve como hasta sus compañeros más próximos hacen su herida más grande.

El luso anda metido en un conflicto abierto con Florentino Pérez desde que acabó la temporada con su victoria en Champions League, y no es que cada vez reciba menos apoyos dentro del vestuario, es que directamente le empujan a salir.

El último de ellos ha sido Casemiro, que unido a la corriente empezada por Sergio Ramos e Isco, y seguida por un sorprendente Modric, ha abierto a las puertas a un Neymar que sólo llegará para ocupar el puesto de CR7.

Casemiro afirmó que “Neymar es un crack, un gran jugador que sabe lo que hace y siempre será bienvenido al Real Madrid”, concluyendo que “ojalá venga”. No se puede ser más claro, y en la directiva blanca se ha hecho mucho eco de las declaraciones.

El futuro se complica para Cristiano Ronaldo  | EFE

Desde la cúpula dirigente de Chamartín se entiende que, cuantas más voces se unen a la petición de llegada de Neymar, más se reafirma la intención de Florentino Pérez, y más respaldados quedarán en su decisión ante la afición merengue.

Por ello, siguen trabajando para cerrar la contratación del brasileño. El problema, por el momento, es darle salida a un Cristiano Ronaldo que no tiene ofertas que cumplan sus exigencias, ni las del Madrid.

El siete blanco, que aseguró “que hablaría en breves” ha visto como su órdago quedaba en nada. Ni recibió el cariño del público, ni una oferta de mejora salarial de Florentino, ni los grandes clubes están llamando a su puerta.

Para salir, Ronaldo tendrá que presentar más de 100 millones de euros al Madrid, y ningún equipo está dispuesto a desembolsar tal cantidad y darle a él 40 millones al año. Su tiempo se agota, y la sombra de Neymar cada vez se extiende más.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad