Las conversaciones del Madrid con el relevo de Zidane para el 30 de junio

Florentino Pérez persiste en la idea de contratar a la niña de sus ojos de cara al próximo verano

Fotografía: Las conversaciones del Madrid con el relevo de Zidane para el 30 de junio
Fotografía: Las conversaciones del Madrid con el relevo de Zidane para el 30 de junio

Rafa Benítez era una solución de urgencia. Florentino Pérez quería un cambio, tras detectar que los jugadores se estaban tomando demasiadas confianzas con Carlo Ancelotti y le puso freno al no obtener ningún título en 2015. Benítez era un parche pensado para durar un año, y para lavar la imagen de que Florentino no confía en la gente de la casa. El problema es que, dada la tensión generada, el parche ha durado menos de lo previsto.

Zinedine Zidane, relevo de Rafa Benítez, es otro parche. El problema en este caso es que es un parche mucho más delicado, como ídolo blanco muy querido y valorado por la afición. Florentino sabe que no puede permitirse otra salida de un mito por la puerta de atrás –las malas experiencias con Del Bosque, Raúl y Casillas todavía le pasan factura– y lo tiene todo pensado para que en caso de que algo salga mal, Zidane pueda ser reubicado en el club.

Sin embargo, la confianza de Florentino en el genio francés es escasa. Sabe que podría darse un efecto Guardiola, pero es poco probable. Zidane está hecho de otra pasta, tiene un carácter mucho más comedido. Su gran virtud es que se lleva bien con los jugadores y tiene su respeto ganado. Pero cuando las cosas se tuerzan, ¿sabrá imponer la mano dura?

Joachim Low, el elegido

Esta situación es la que preocupa a Florentino, que no deja de trabajar en su opción real de futuro: Joachim Low. Se ha dicho en incontables ocasiones. Low es la verdadera apuesta del presidente, que le espera tras la Eurocopa. Ya lo era el año pasado, pero optaron por el parche de Benítez de forma temporal. El madrileño tenía los días contados en el Madrid desde el principio, a menos que hiciese un milagro. En lugar de eso, casi provoca una catástrofe. De ahí su adiós anticipado.

Florentino no tiene todavía convencido del todo a Low. Esa es la otra cuestión. Por tanto, se tiene que seguir moviendo y puede prometer a Zidane –cosa que ya ha hecho– una renovación como entrenador del Real Madrid de cara a la temporada 2016-17 si consigue ganar un título: o la Liga o la Champions. En ese caso, se desbarataría la opción Low. Sin títulos del francés, el técnico alemán podría ser anunciado poco después del 30 de junio. Inlcuso, antes de la Eurocopa.