La purga que se cuece en el Real Madrid

Florentino Pérez prepara el despido de futbolistas ilustres para activar la gran revolución deportiva en el club

Fotografía: La purga que se cuece en el Real Madrid
Fotografía: La purga que se cuece en el Real Madrid

Florentino Pérez está con la soga al cuello. La afición del Real Madrid volvió a señalar al presidente del Real Madrid como el gran responsable de la actual crisis deportiva del club y el máximo dirigente deberá mover ficha para calmar el descontento actual. Florentino prepara ya la gran revolución que activará en verano para salvar su cabeza e intentar rescatar a un Madrid decadente y demasiado crispado. El 30 de junio se acabará un ciclo, el de Cristiano Ronaldo, pero el astro portugués no será la única baja ilustre.

El Madrid se prepara para muchos cambios. Para un verano muy caliente. Blindado por los nuevos estatutos del club, Florentino Pérez busca soluciones. Una vez más tirará de talonario y fichará a los mejores futbolistas. Pogba, Hazard, Lewandowski son algunos jugadores que podrían recalar en el Bernabéu para ilusionar a la afición, pero la gran movida llegará con las salidas.

Florentino Pérez sentenció a Cristiano Ronaldo a finales de 2015. El presidente ya ha comunicado sus intenciones al futbolista y a su representante, Jorge Mendes. A ambos les ha dicho que será inflexible, que no hay vuelta atrás. Sabe que la salida del portugués será complicada porque hay muchos millones en juego y sólo el PSG parece interesado en CR7.

Sergio Ramos, James, Isco…

Cristiano Ronaldo no es el único jugador señalado por Florentino. El presidente también está harto de Sergio Ramos. El máximo dirigente se siente engañado por el actual capitán del Real Madrid, cuyo rendimiento ha caído en picado desde que renovó su contrato. Florentino, además, está muy molesto con las constantes escapadas del defensa internacional a Sevilla.

Florentino Pérez también está decepcionado con James, por quien pagó 80 millones de euros en verano de 2014. El mediapunta colombiano exhibió muchos destellos de calidad en su primera temporada con la camiseta blanca. En la actual, sin embargo, su estrella se va apagando con la misma intensidad que crecen los comentarios sobre su disoluta vida privada.

La clase media también podría ser víctima de las iras de Florentino. En invierno evitó la salida de Isco, tras despedir a Rafa Benítez, pero el futbolista andaluz quiere más protagonismo en el campo. Isco, además, ha tenido algunos problemas internos. Otro jugador que será traspasado si llega una buena oferta es Kroos, cada vez menos determinante en la creación. Casemiro, por su parte, podría pedir una salida de la entidad. Titular habitual con Benítez, apenas cuenta para Zidane.

Menos traumáticas serán las salidas de futbolistas de perfil bajo como Jesé y Lucas Vázquez.