El verdadero motivo de la dimisión de Sandro Rosell en el Barça

stop

Los secretos del ex presidente salen a la luz

el ex presidente del Barça Sandro Rosell, en su caja negra

24 de mayo de 2017 (23:27 CET)

Una de las grandes preguntas que se ha formulado el barcelonismo en los últimos años es la siguiente: ¿Por qué dimitió Sandro Rosell como presidente del FC Barcelona?

Era vox populi que el Barça era la gran pasión del empresario. De hecho, él mismo lo había reconocido en diversas ocasiones. Aguantó mucho hasta lograr su anhelado su sueño.

Sandro Rosell (Barcelona, 6 de marzo de 1964), que dimitió por primera vez del Barça en 2005 debido a las profundas discrepancias que él y los suyos tenían con Joan Laporta, Ferran Soriano y compañía, tiró de paciencia durante cinco años.

En 2010 le llegaba la hora de la verdad. No tuvo problemas en conquistar el trono de su enemigo, aprovechando la división del laportismo. Rosell fue el presidente más votado de la historia culé.

El socio ni siquiera valoró la opción continuista que representaba Jaume Ferrer, a pesar de que con Laporta el Barça alcanzó la etapa de mayor esplendor de todos los tiempos.

Por todo lo que aguantó. Por todo lo que persistió. Por todo lo que pasó, cuando en enero de 2014 Sandro Rosell decidió dimitir como presidente y cortar de raíz su sueño, nadie lo podía creer.

Ocurrió 24 horas después de que la Audiencia Nacional admitiese a trámite la querella del socio Jordi Cases por apropiación indebida contra el propio Sandro: el origen del Caso Neymar.

Todo aquello olía a chamusquina. Tan solo unos días antes, Rosell se había reído y burlado descaradamente de Cases por pensar que su acción penal podía prosperar.

El Barça, culpable de un delito contra la Agencia Tributaria

No solo prosperó, sino que supuso la dimisión del presidente y, tras una prolongada instrucción penal, también comportó una sanción al Barça por valor de 5,5 millones de euros. El club azulgrana asumía su culpabilidad frente a la justicia a cambio de exonerar a Rosell.

Sin embargo, ya entonces –enero de 2014– fueron pocos los que se creyeron que Rosell dimitiese por el Caso Neymar. Entre otras cosas porque él lo desmintió.

Rosell dijo que el motivo de su dimisión eran las amenazas que él y, sobre todo, su familia estaban recibiendo. Se llegó a hablar de marcas de bala en una de sus propiedades. Pero esa no era la verdadera razón. 

El segundo motivo que llevó a pensar que Rosell no dimitía por el Caso Neymar fue la reacción de su heredero. Josep María Bartomeu, que también fue imputado a la postre –y todavía lo está en el Caso Neymar 2 a instancias de la querella de DIS– nunca se planteó hacerlo.

Bartomeu afirmó que no lo haría antes de ser imputado. Y lo corroboró con hechos al mantenerse en el cargo de presidente del Barça desde que empezó a ser oficialmente investigado. Ello inducía a pensar que había algo más tras la marcha de Sandro.

¿Cuál era entonces el verdadero motivo de la dimisión de Sandro Rosell?

Uno de los miembros de la junta directiva de Rosell aseguró en aquel momento a Diario Gol que había otro motivo de mayor enjundia que motivaba su adiós: "Ha recibido una visita inesperada".

No podía dar detalles, era un tema muy personal. Simplemente aseguró que los Mossos d'Esquadra –o tal vez otro cuerpo de seguridad– le estaban investigando. Habían encontrado "algo".

Ese "algo" salió a la luz el pasado martes, más de tres años después. Rosell fue detenido por la Guardia Civil acusado de la comisión de un delito de blanqueo de capitales. Al parecer, Rosell habría lavado dinero –en torno a 15 millones de euros– procedente de la venta de los derechos del fútbol brasileño

El ex presidente del Barça pasó una noche en el calabozo de las dependencias sitas en Barcelona. Este miércoles ha sido traslado a Madrid, y también pasará la noche en el calabozo. El jueves tiene prevista su declaración frente a la Audiencia Nacional.

Rosell conocía que le estaban investigando. Sabía que los detalles saldrían tarde o temprano a la luz. Por ello, lo mejor era alejarse del Barça y no manchar más la imagen del club, que ya tenía a otro popular ex presidente, Josep Lluís Núñez, entre rejas por defraudar a Hacienda.

En la junta directiva del Barça no están demasiado sorprendidos con lo que ha ocurrido. Directivos consultados por este diario reconocen que "Sandro ya se olía algo, aunque no lo contaba".

Este fue el verdadero motivo de su dimisión. Se anticipó a la jugada. 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad