“Zidane se va”. Cristiano Ronaldo lo cuenta todo (o Florentino Pérez tiene un plan)

stop

El portugués suelta la bomba en la goleada de los blancos 6-0 ante el Celta en el Santiago Bernabéu

12 de mayo de 2018 (22:32 CET)

La goleada del Real Madrid ante el Celta de Vigo en el Santiago Bernabéu, en la que los de Zidane se han impuesto po 6-0 en un partido plácido y con un Madrid en modo estelar, ha venido acompañda de una bomba sobre el futuro del técnico galo. Y la ha soltado Cristiano Ronaldo.

Y es que  “zidane se va” ha sido una de las frases más escuchadas en el Real Madrid durante buena parte de la temporada. Muchas eran las voces internas, y de peso, que daban la marcha del técnico francés por segura cuando el equipo naufragó en Liga y cayó en la Copa. Sólo, se aseguraba entonces, una Champions digna salvaría el cuello de un Zizou que había filtrado su adiós ganara o perdiera la Decimotercera con el Real Madrid.

Sergio Ramos, capitán, advertía ante los medios que la huida de Zinedine al término del presente ejercicio no era una quimera. Dentro del vestuario, jugadores con galones sugerían que el equipo necesitaba un nuevo referente en el banquillo. Sin embargo, en apenas dos meses, Zizou le ha dado la vuelta a la tortilla: Zidane  ha pasado de tener lista de sustitutos ilustres en el Real Madrid a ser la primera opción para encabezar el nuevo proyecto de Florentino Pérez en Real. Y la clave del cambio no está únicamente en haber conseguido meter al Madrid en la final de Kiev. Hay más miga. 

Todos quieren ahora que se quede

Cristiano Ronaldo avisa: Zidane o nadie. El luso se ha convertido en el mejor aliado del francés en el vestuario y en sus conversaciones, a través de Jorge Mendes, agente y amigo con Florentino. El portugués ha planteado un escenario único en el que sólo tiene cabida Zizou

CR7 plantea su continuidad bajo tres máximas: una mejora salarial que iguale sus emolumentos a los de Messi. Un equipo ganador en el que siga siendo y el líder. Y tener a Zidane como técnico. Un pensamiento que abalan las voces con más peso de la caseta que afirman que no habrá mejor entrenador para el Madrid.

 “No lo quiero contra el Bayern”. Cristiano Ronaldo avisa a Zidane (y Florentino Pérez mete mano) | EFE

Los capos de la plantilla no quieren ni oír a hablar de la que ha sido la gran apuesta de Florentino Pérez para remplazar a Zinedine: Joachim Löw: un técnico con mano de hierro, nada permisivo y en las antípodas del actual mandamás del equipo. 

La llegada de un nuevo míster generaba urticaria en las clases aposentadas del vestuario y meter al Real en la final de Champions, la tercera seguida y la cuarta en cinco años, se ha convertido en la mayor palanca para exigir la continuidad de Zidane. Un pensamiento que ha ido ganando terreno en la psique de Florentino Pérez hasta imponerse.

Florentino Pérez apuesta por Zidane

 En la zona noble del Bernabéu, los mismos que hace meses daban por firmada su sentencia, son los que ahora colocan el futuro del nuevo proyecto en sus manos. Pérez hizo circular una serie de encuestas a socios justo antes de la eliminatoria contra el PSG en Champions, y que repitió con posterioridad, que arrojaron datos favorables a la continuidad de Zizou

Y es que no es ningún secreto que la afición, pese a ser crítica en muchos momentos del curso, está con el galo. Eso es lo que se refleja en los resultados de dichas consultas, una herramienta clave en la toma de decisiones de Pérez. Nadie entendería, explican, la salida de un Zidane que, gane o pierda en Kiev, tiene el aval mayoritario de la grada.  Una marcha precipitada o mal explicada, aseguran desde dentro, podría tener consecuencias mayores que apuntarían directamente al presidente del Real Madrid.

 Zidane ya prepara su salida | EFE

Florentino Pérez, consciente, lleva semanas trabajándose la voluntad del galo para seducirlo. Y no va mal: el discurso de Zidane ha pasado del mutismo a perlas en las últimas ruedas de prensa en las que asegura tener ganas de seguir al frente del equipo.

Las exigencias de Zinedine Zidane

El míster, cuyos íntimos aseguran que aún no ha tomado la decisión final, está más cerca de la permanencia que la fuga si se cumplen una serie de requisitos que el Zinedine pone sobre la mesa de Florentino Pérez.

Zidane quiere tener el control sobre la política de fichajes. La mala planificación ha sido una de los causantes de la irregular temporada del equipo con fichajes de pandereta y refuerzos alejados de los deseos/prioridades del técnico.

Zizou, avisan, no quiere otro Dani Ceballos, un jugador que él no pidió, que Pérez fichó y que le ha ocasionado más dolores de cabeza que alegrías.  Borja MayoralVallejoAchraf o Marcos Llorente no están a la altura de los titulares, no crean la competencia necesaria, y ni son un 'plan b' y mucho menos un 'plan a'. Y deben salir.

Zidane sonríe en las horas previas al partido aplazado frente al Sevilla / EFE

Respecto a su compatriota Karim Benzema, el míster no quiere que se marche. Si bien es cierto que es consciente que el delantero no está en un buen momento y que su mejor fútbol se vio, Zizou apostaría por tener a Benzema ejerciendo como cuarto delantero.  Karim se entiende a las mil maravillas con Cristiano y conoce perfectamente el sistema de juego. No quiere a otro en punta.

Keylor Navas debe seguir, ni que sea como suplente del titular -De Gea- que traiga Florentino Pérez. Y Neymar le aburre: el francés no quiere meter problemas en la caseta y apuesta por Eden Hazard, su apuesta personal desde el pasado verano.

Salah tiene luz verde. Pagaría la cláusula de Griezmann sin pensarlo. Y pide un jugador, como sí o sí, que puede desarrollar el rol de central, lateral y medio centro defensivo. Y si no es posible, jugadores que refuercen estas posiciones. 

La pelota está en el tejado de Florentino Pérez.

 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad