Zidane recibe un ultimátum de un jugador del Madrid

stop

Más minutos o se marcha

Oferta del Real Madrid para cerrar el fichaje bomba del mercado de invierno

25 de noviembre de 2016 (14:54 CET)

El bendito problema de Zinedine Zidane en el Real Madrid le empieza a pasar factura.

La mayoría de titulares siguen estando al nivel deseado, pero sin embargo, las lesiones de muchos de ellos han dejado paso a los teóricos suplentes.

Para sorpresa de muchos, el paso hacia adelante de estos jugadores en el equipo de Zizou ha sido muy constructivo. Y es que las sensaciones que han ido dejando sobre el terreno de juego han sido más que buenas.

Futbolistas como Isco Alarcón, Marco Asensio o Lucas Vázquez, se han ganado a pulso la atención del técnico galo. Le han puesto las cosas más que complicadas al entrenador merengue para que les tenga en cuenta en el once titular.

Sin embargo, a medida que ha avanzado la temporada, se ha visto sobre el verde que cuando los intocables vuelven a estar recuperados de sus lesiones, Zidane cuenta con ellos incondicionalmente.

Por ello, el malestar de algunos de los teóricos suplentes sobrevuela el vestuario madridista.

La joven revelación toma la palabra

Uno de los futbolistas más molesto es Marco Asensio. Desde que regresó del RCD Espanyol este verano, su crecimiento ha sido desorbitado. El balear ha llamado la atención de aficionados y rivales, ya que su rendimiento ha sido brillante.

El joven se ha marcado una pretemporada más que buena y durante el arranque de curso también se ha ganado el protagonismo. Sin embargo, Zizou no le está dando la continuidad que se ha ganado a pulso.

Como era de esperar, los titulares indiscutibles para el galo, le han ganado el protagonismo a la joven revelación. La perla ha sido relegada al banquillo, por lo que únicamente salta al césped en los últimos minutos de los partidos: Marco ha jugado 678 minutos, eso sí anotando seis goles.

Consciente de que cada vez que juega se gana la confianza de Zizou y marca la diferencia, Asensio ya ha dado un golpe sobre la mesa y, tal como desvelan sus más allegados, ha reclamado más minutos.

Si no cuenta con más protagonismo, Marco podría volver a escuchar ofertas a final de temporada. Pretendientes no le faltan.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad