Zidane recibe presiones en la previa del partido del Real Madrid contra el Legia

stop

El gran problema del francés se desata en Varsovia

El vestuario de Zidane es un polvorín | EFE

02 de noviembre de 2016 (14:28 CET)

Calentando motores. El Real Madrid ya se encuentra en Varsovia donde esta misma noche disputará un nuevo duelo de Champions (20.45h). Con el cambio de temperaturas y el estadio a puerta cerrada como protagonistas, el conjunto de Zinedine Zidane prepara el partido contra el Legia que se prevé más que cómodo para los merengues.

Sin embargo, en esta previa no ha faltado el recadito a Zizou. El técnico blanco no oficializará el once titular hasta los minutos antes del encuentro, pero lo que está claro es que las presiones ya le han llegado al entrenador galo. En las últimas semanas Zinedine está topándose con un bendito problema; los teóricos suplentes les están poniendo las cosas complicadas a los intocables, por lo que la tarea del francés cada día se complica más. Florentino y los suyos no quieren tapar a las grandes perlas en explosión, así que la polémica para escoger a los once titulares está sobre la mesa semana tras semana.

Ante esta situación existe un caso que destaca sobre el resto: Álvaro Morata. El delantero recién llegado de la Juventus de Turín ha demostrado con creces que es un auténtico 'killer' sobre el césped. Zizou únicamente le está dando minutos en los tramos finales de los duelos, pero sin embargo el canterano es un auténtico revulsivo. Ya lo demostró ante el Athletic de Bilbao marcando el gol de la victoria in extremis y lo volvió a sentenciar en Vitoria ante el Alavés marcando a los pocos segundos de saltar al verde.

El Legia, una prueba para Zidane

Por ello, cada día ganan más fuerza las presiones que el técnico francés recibe desde el seno del club merengue para darle más protagonismo a Morata. El internacional español debe adoptar un rol con mayor visibilidad, pero a su vez no debe matar el caché de Karim Benzema. De hecho, el atacante galo está demostrando un declive en este arranque de temporada y por detrás viene Álvaro pisando fuerte. Ante esta situación, desde dentro del Madrid se 'aconseja' a Zidane que potencie el papel de Morata, ya que es el futuro y cada vez más, el presente.

Por su parte, el caso de Karim es complicado, ya que la entidad madridista no quiere que su caché baje. Al parecer, el mandamás blanco está dispuesto a escuchar ofertas por el '9', así que no debe desvalorizarse. Zidane, en cambio, es el principal defensor de Benzema, por lo que la decisión no es fácil para el entrenador blanco. Desde el club quieren que Morata sea más protagonista, aunque la realidad es que Zizou tendrá la última palabra. 

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad