Zidane destroza a James Rodríguez: no sirve para jugar en Europa

stop

El técnico francés se carga al centrocampista colombiano  

Zidane no le dijo a James que no iba convocado

24 de noviembre de 2016 (10:20 CET)

James Rodríguez se ha convertido en un problema mayúsculo para el Real Madrid. Zinedine Zidane le puso la cruz tras el empate contra el Villarreal y, desde entonces, apenas ha contado con el futbolista colombiano.

El técnico francés está molesto con la actitud del centrocampista y, sobre todo, sostiene que su estilo de juego no encaja en Europa. Considera que James sufre mucho en un fútbol con pocos espacios y sin demasiado tiempo para pensar.

Zidane se comprometió, el pasado verano, a rescatar a Zidane. Presionado por Florentino Pérez, el entrenador del Real Madrid quiso recuperar la mejor versión del futbolista colombiano, pero su confianza en James fue efímera.

El jugador internacional vivió su último calvario en Lisboa. No jugó ni un minuto. Las estadísticas son demoledoras. James es el tercer jugador de campo menos utilizado por Zidane.

La última opción

James, además, es la última opción del entrenador francés para el centro del campo. Casemiro, kroos y Modric son los tres jugadores preferidos por Zidane para la zona de creación. Isco, muy recuperado, se ha convertido en la primera alternativa. Kovacic e incluso Lucas Vázquez han pasado por delante de James.

El futuro de James en el Madrid es incierto. El jugador está harto de sus suplencias y no tiene una buena sintonía con Zidane.

El centrocampista colombiano tampoco cuenta con el respaldo de la llamada clase media. Curiosamente, su principal apoyo en el vestuario madridista es Cristiano Ronaldo.

Buen cartel en Inglaterra

Jorge Mendes, representante de James Rodríguez, piensa reunirse en breve con Florentino Pérez para abordar el futuro del colombiano.

Mendes esperaba hace unos meses una oferta de renovación que ahora parece imposible. El mejor escenario para las dos partes podría ser una venta millonaria. En Inglaterra, James tiene un gran cartel.

El Manchester United de José Mourinho ya ha sondeado el fichaje de James. El problema es que el club inglés solo ofrece 40 millones de euros por él. Florentino pide 70.