Sergio Ramos deja en ridículo a Cristiano Ronaldo (y Florentino Pérez corta tres cabezas en Nápoles)

stop

El Real Madrid brinda un nuevo partido para el olvido en la Champions

Sergio Ramos desnuda las vergüenzas del Nápoles de cabeza | EFE

07 de marzo de 2017 (22:19 CET)

Sergio Ramos acudió al rescate. Como siempre en los partidos importantes. El capitán del Real Madrid marcó dos goles decisivos al Nápoles (1-3) cuando peor jugaba su equipo.

Los hombres de Zinedine Zidane volvieron a ser un equipo sin alma en San Paolo. No jugaban a nada y se dejaron bailar por los italianos en el primer tiempo.

Tuvo que ser el de Camas, en dos jugadas a balón parado ('51 y '57), el que salvase los muebles y contrarrestase el peligroso valor del gol inicial de Mertens ('24). Álvaro Morata, entrando desde el banco, redondeó el resultado ('90)

La primera parte fue del Nápoles, que pudo marcar más goles. Pero faltó acierto. También el Madrid perdonó. Cristiano Ronaldo tuvo una clara ocasión que mandó al palo.

El delantero portugués está totalmente fuera de órbita. Falló a portería vacía en un duelo decisivo y tuvo que contemplar como Ramos solventaba la papeleta tras sus errores.

El defensa sevillano lleva ya 10 goles en lo que va de temporada, unos números que ni siquiera están al alcance de muchos delanteros.

Ronaldo lleva unos cuantos más: 25. Sin embargo, los tantos del luso con mucho menos significativos. Los del camero suelen ser decisivos. De hecho, Ramos fue mucho más importante para la conquista de la Décima y la Undécima Champions. De no ser por él, CR7 no contaría con cuatro Balones de Oro en su museo. 

Los tres señalados por Florentino

Es por todo esto que Cristiano Ronaldo volvió a ser uno de los jugadores más criticados durante el partido. También desde el palco de San Paolo.

Florentino Pérez comienza a estar harto de ver un Madrid que juega con 10 futbolistas. El portugués apenas participa en el juego del equipo. Cada vez aporta menos.

Cristiano sigue siendo el que más cobra, pero ya no justifica ese elevado salario (40 millones de euros brutos). Este verano podría entrar en alguna operación de traspaso.

Tampoco Karim Benzema acaba de despertar. Si bien el francés marcó dos goles contra el Eibar en Ipurúa, sigue estando muy lejos del delantero desequilibrante que fue.

La suya es otra de las tres cabezas que quiere cortar Florentino. La tercera, y más sorprendente, es la de Luka Modric.