Sergio Ramos y Marco Asensio| EFE

Sergio Ramos a Marco Asensio: “¿Quién se lo dice?”. Y es que está en calle (y Florentino Pérez pone 80 millones en las últimas 24 horas)

stop

El presidente del Real Madrid mueve ficha

12 de octubre de 2018 (10:06 CET)

Florentino Pérez sabe que el verano pasado cometió un grave error dejando escapar a Cristiano Ronaldo sin antes haber atado a un crack de primer nivel.

Si bien es cierto que desde la directiva aseguran que la plantilla que tiene a su disposición Julen Lopetegui está más que capacitada para luchar por todo, desde el entorno del presidente no esconden el error de haber dejado a la delantera sin su principal goleador y no haber fichado a nadie.

Un error que se tapó en las primeras jornadas de Liga cuando Karim Benzema y Gareth Bale marcaban y jugaban de maravilla. Ya no lo hacen, en especial el francés, que está volviendo a ofrecer su peor versión.

Florentino mueve ficha

Algo que saca ha puesto de los nervios a Pérez. Y es que no es ningún secreto que el máximo responsable del club quiso venderlo el pasado verano. Pero, entre que las ofertas que llegaron fueron muy bajas y que varias voces le invitaron a a darle una nueva oportunidad, Florentino apostó por su continuidad.

Florentino Pérez| EFE

Pero ya no aguanta más y va a ir a por un ‘9’ goleador en este mismo mercado de invierno. Y el que más fácil lo tiene para aterrizar es Mauro Icardi. Desde el Inter de Milán han advertido que por menos de 100 millones no saldrá, pero el presidente blanco, que ya se ha movido en las últimas 24 horas para gestionar el posible traspaso, sabe que por 80 puede llevárselo.

De momento las negociaciones ya se están llevando a cabo en la sombra, y se activarán en el mercado de enero si todo sigue igual.

Karim Benzema está sentenciado

Y en el vestuario lo saben. De hecho, Sergio Ramos le ha dicho a Marco Asensio: “¿Quién se lo dice?” Y es que en el momento en el que Icardi ponga un pie en la capital española, Benzema estará más que sentenciado.

De hecho, hay quien incluso habla de una posible salida en invierno del galo. Se antoja difícil, pero el cabreo que lleva el presidente con Benzema es tal que quiere perderlo de vista cuanto antes.

En cualquier caso, se quede o se marche, lo que está claro es que si Mauro llega como regalo de Navidad, Karim se pasará la segunda fase de la temporada en el banquillo para luego salir en verano. Y en Valdebebas ya nadie lo esconde.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad