Piqué amenaza al árbitro durante el partido ante el Levante / EFE

Piqué tira de la manta: se baja el sueldo. Es del Real Madrid (y es para cambiar de equipo)

stop

El central del Barça sabe que un jugador blanco quiere un cambio de aires que provoca desconcierto en Chamartín

Madrid, 15 de mayo de 2018 (18:20 CET)

El verano de la temporada pasada dejó un mercado de traspasos lleno de operaciones de calibre que cambiaron el panorama europeo a todas luces. Neymar provocó un terremoto y tras él sucedieron fichajes galácticos.

En todo ese éxtasis financiero, sorprendentemente, el Real Madrid permaneció al margen, al menos en cuanto a la compra de jugadores. En la venta de futbolistas de su plantilla, un año más, logró sacar un importante rédito.

En este caso, el más destacado fue el traspaso de Álvaro Morata al Chelsea por 80 millones de euros. Para muchos fue una jugada maestra a la vez que un error, ya que el equipo blanco ha echado de menos sus goles en muchas ocasiones.

Álvaro Morata manda un aviso a Sergio Ramos de cara al Clásico | EFE

El delantero español, no obstante, ha cuajado una temporada claramente decepcionante. Y su rendimiento levanta ampollas en el eterno rival. Los pesos pesados del Barça siguen convencidos de que con un presidente como Florentino, capaz de vender a jugadores no tan determinantes que más tarde se devalúan, el club azulgrana iría mucho mejor.

Piqué es uno de los futbolistas que más críticos se ha mostrado en este sentido, y por ello ve con recelo como Morata puede salir ahora del Chelsea por la mitad de precio del que llegó, y rebajándose el sueldo.

La vuelta a casa

Según publican medios italianos, Morata está listo para volver a la Juventus, y el hecho de que el Chelsea no se haya clasificado para la Champions League ayudará a impulsar su salida, junto a la de otras estrellas londinenses.

Como el club italiano no puede asumir su ficha de 9 millones de euros, Morata está dispuesto a  rebajarlo hasta el tope turinés, 7,5 millones de euros, a cambio de volver a la que siente como su casa y tener un papel de estrella que no ha alcanzado en Stamford Bridge.

Para realizar la operación, la Juventus apostaría por la fórmula Cuadrado. Pediría una cesión de varios años al Chelsea, con una opción de compra obligatoria al final de la misma, que sería inferior al precio pagado al Real Madrid.

Mientras el Barça paga millonadas por jugadores que no dan el nivel, como Ousmane Dembelé, los grandes de otras ligas, y el Real Madrid, parecen medir mucho mejor sus movimientos.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad