Pilar Rubio mete presión a Florentino Pérez (y a Zidane)

stop

El mensaje que destapa el futuro del jugador

Zidane tiene dos nuevos líos en el vestuario del Real Madrid

13 de diciembre de 2016 (19:18 CET)

Da un paso al frente. James Rodríguez está atravesando por una temporada más que irregular en el Real Madrid. Mientras que Zinedine Zidane asegura que quiere mantener al crack colombiano en su plantilla, el futbolista no cuenta con continuidad sobre el terreno de juego.

Desde que aterrizó en el Santiago Bernabéu en 2014, el cafetero no ha encontrado la estabilidad en el equipo blanco. De hecho, esta temporada, al regresar de las vacaciones estivales cambió radicalmente su actitud para ganarse la confianza del técnico de nuevo.

Tras muchos intentos, parecía que James recuperaba su mejor versión. Sin embargo, Zizou no le dio continuidad y apostó por Isco Alarcón. De este modo, Rodríguez volvió a quedar relegado al banquillo.

Un arranque de temporada complicado

Desde entonces la cosa no ha mejorado. Tan es así que en el Clásico y el Derbi los canteranos le pasaron la mano por la cara.

Ante esta realidad, los rumores acerca el difícil y complicado momento por el que atravesaba el colombiano corrieron como la pólvora. Zizou dio un paso al frente y afirmó que desea tener a James en su equipo.

De hecho, en los últimos dos partidos el cafetero ha sido titular, jugando un rol protagonista en los 90 minutos de juego.

Esta oportunidad le ha caído como un soplo de aire fresco, aunque es cierto que parece que este dulce momento tendrá fecha de caducidad. En el próximo encuentro trascendente que dispute el club merengue, Mundialitos de Clubes, Rodríguez será reclamado por el banquillo.

Pilar Rubio le echa un capote

Daniela Ospina se ha configurado como el mejor apoyo de James. Sin embargo, el jugador también cuenta con la confianza incondicional de su madre, Pilar Rubio.

En estos momentos complicados para el cafetero, su madre ha salido a la palestra para romper una lanza a favor de su hijo.

Con un mensaje claro y directo, Pilar defendía el futuro de su hijo en el club merengue: "A veces a una le da un poco de rabiecita, pero es normal, la rabiecita de la mamá. Más allá de eso no sé. Lo que sé es que está jugando en el club de sus sueños, lo que siempre quiso y James no se va a rendir".

El recado de la mamá de Rodríguez a los responsables del Madrid no deja lugar a dudas. Si se lo quieren quitar de encima, el colombiano no se rendirá con tanta facilidad.