Florentino Pérez | EFE

Nueva reunión de Florentino Pérez con el sustituto de Solari para el Real Madrid 2019-20

stop

El presidente blanco sigue trabajando en la sombra de cara a la próxima temporada

16 de diciembre de 2018 (11:55 CET)

Partidos como el del Real Madrid ayer ante el Rayo Vallecano le dan la razón a Florentino Pérez: el conjunto blanco va a la deriva y necesita un nuevo comandante al mando. Desde que se fue Zinedine Zidane todo ha sido un drama. Al breve y penoso paso de Julen Lopetegui por el banquillo merengue le ha seguido un Santiago Solari que no convence.

Vence, por la mínima y sufriendo ante equipos menores como el Rayo o el Huesca, pero no convence. Ni mucho menos. Y Pérez lo sabía. Sabía que con la salida de Lopetegui tenía la oportunidad perfecta de meter en Valdebebas a un técnico con carácter, con disciplina y con mano dura.

Santiago Solari | EFE

Solari se irá en verano

Por eso se puso en contacto con Antonio Conte. Pero Sergio Ramos y el resto de los capos se amotinaron. No querían a un sargento, sino un técnico amigo. Y ahí Solari encajó a la perfección. El argentino cogió las riendas entre otras cosas porque al presidente no le quedó otra opción.

Pero su salida del Bernabéu tiene ya día y hora. En cuanto el Madrid juegue el último partido de la temporada, Santiago hará las maletas. Incluso hay quien asegura desde dentro que ganando la Liga o la Champions Solari no seguiría.

Entre otras cosas porque Florentino se ha cansado de técnicos ‘amigos’. Quiere a un entrenador que tenga las cosas claras, que tenga un sistema de juego definido (algo que Solari no tiene, ni de lejos), que ponga firmes a sus jugadores y no sólo a base de castigos y que haga jugar al Real buen fútbol.

El elegido de Florentino Pérez

Y es ahí donde aparece el nombre de Joachim Löw. El técnico germano siempre ha gustado mucho en el palco del Bernabéu. Se intentó su fichaje en el pasado tras el desastre de Rafa Benítez, pero sus compromisos con la Selección Alemana lo impidieron.

Ahora ya no. Los malos resultados en el Mundial de Rusia y en los últimos partidos de los germanos han abierto la puerta de salida a un Joachim que, además, no esconde sus ganas de volver a los banquillos de un club.

Es más, hace apenas unos días hizo un claro guiño hacia el Madrid: “También está claro que la mayor parte de mi tiempo como seleccionador nacional ya pasó, por tanto llegará el momento en el que uno tenga que pensar en qué hacer después. Yo, por mi parte, sigo interesado en dirigir a un club. (…)Creo que sería en el extranjero, en Alemania no. El Real Madrid es un club interesante para todo entrenador.”

Joachim Löw

No fue casualidad que pusiera el nombre del Madrid encima de la mesa. Y es que, tal y como advierten desde dentro, las reuniones entre el entorno de Löw y del Madrid se han intensificado en los últimos días.

Joachim Löw, un técnico top

¿Por qué Löw? Porque cumple los requisitos que están buscando desde Chamartín. Si bien es cierto que el nombre de Jose Mourinho también está encima de la mesa, Florentino sabe que el luso crea muchas antipatías en el vestuario y en un sector de la grada.

No así el alemán. Lo que quiere el presidente es que llegue un técnico al que no le tiemble el pulso a la hora de cortar ciertas cabezas, que implante un sistema de juego, que proponga una metodología efectiva, que acabe con la buena vida de muchos en Valdebebas y que haga volver a disfrutar a la afición.

Y es que, entre otras cosas, la asistencia al Bernabéu este año ha caído en picado. Este Madrid no gusta ni divierte, más bien hace sufrir. Eso con Löw, un entrenador con experiencia, con las ideas muy claras y, sobretodo, con un rigor táctico de los que hace tiempo que no se ven en la capital española, a prueba de balas.

Las altas y bajas de Löw

Eso sí, por mucho que Joachim esté deseando que las actuales negociaciones lleguen a buen puerto, también le ha dejado claro a Florentino que, para aceptar la propuesta, debe tener cierta carta blanca para moldear la plantilla a su gusto.

Nacho, Bale, Marcelo y Benzema | EFE

Y es que hay jugadores como Isco, Marco Asensio, Modric, Marcelo, Bale o Benzema de los que el alemán no quiere saber nada. Al menos no para su once ideal. El germano quiere (por que sabe que el Real lo necesita) caras nuevas, jugadores determinantes con hambre de títulos y solventes.

De ahí que nombres como los de David Alaba, Pogba, Rabiot, Mbappé, Kane o Icardi (todos ellos ya vigilados y en la agenda del Madrid) le gusten, y mucho, a un Löw que cada día que pasa está más cerca de cerrar su fichaje con los blancos.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad