Vinícius y Florentino Pérez durante la presentación del brasileño | EFE

“No habla con Vinícius”. Lío (y feo) en el Real Madrid

stop

El crack que da la espalda al brasileño recién llegado

10 de agosto de 2018 (16:20 CET)

Es su hora. Marco Asensio espera que esta sea su temporada. El mallorquín espera convertirse en su tercer año en el Real Madrid en una de las piezas clave del equipo.

Hasta ahora, Marco ha tenido que vivir a la sombra de Cristiano Ronaldo. Asensio era uno de los más destacados de la unidad B y en más de una ocasión demostró estar más que capacitado para adquirir más galones.

Marco Asensio marca perfil

Los dos golazos que anotó al FC Barcelona en la Supercopa de España de la temporada pasada fueron buena prueba de la calidad que atesoraba el media punta, mientras que sus aportaciones han sido clave para que el Real haya ganado tres Champions League consecutivas.

Lo fue en el año del doblete, siendo uno de los mejores de la unidad B de Zinedine Zidane, y lo fue en la pasada, cubriendo los descansos de Cristiano.

Ahora, con la salida del de Madeira, el jugador tiene vía libre para ser uno de los titulares indiscutibles. Más aún si finalmente no llega ningún galáctico para relevar a Cris. En este sentido, tal y como ha explicado Diario Gol, las intenciones Julen Lopetegui, secundadas por los pesos pesados del equipo, pasan esta temporada por potenciar al internacional español.

Marco Asensio pone la cruz a Vinícius

Sin embargo, hay algo que preocupa y mucho al centrocampista. Al crack le mosquea la presencia de un Vinícius, un jugador que no cae demasiado bien al clan de los españoles, que lo ven muy perdido en casi todo. Y es que Vinícius o el escándalo que tapa Lopetegui (y Florentino Pérez) en EEUU | EFEno quiere competencia.

 

Pero lo cierto es que el brasileño juega en su posición y teme que Florentino Pérez ordene a Lopetegui que le dé minutos y protagonismo. No es un secreto que al presidente le gusta intervenir en las alineaciones, y a Marco le aterra que el joven carioca le quite el puesto.

Y es que sabe que aunque se deje la piel en los entrenamientos, si el ‘presi’ da una orden esta se cumple. Y se conoce que muchas veces tienen que ver con titularidades y suplencias.

Además, el balear lleva muy mal los elogios al brasileño. Tan reticente está con el sudamericano que aseguran, tal y como aseguran desde el seno del vestuario, Marco “no habla con Vinícius”.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad