Neymar cierra un pacto con Florentino Pérez (y hay sorpresa)

stop

El presidente del Real Madrid prepara un bombazo

03 de noviembre de 2017 (21:55 CET)

La venganza es un plato que se sirve frío. Y Florentino lo sabe. El presidente del Real Madrid está preparando una operación que dejará muy tocado al FC Barcelona.

Florentino no olvida como Neymar se les escapó de las manos hace años. Cuando el brasileño y el Barça lo tenían ya casi todo hecho, el presidente del Real entró en juego y le ofreció un dineral al entonces jugador del Santos para que acabara en el Bernabéu. Pero Ney decidió apostar por la opción blaugrana y así jugar junto a su ídolo Leo Messi.

Hecho que el máximo dirigente del Real aún no ha digerido y por eso planea vengarse. ¿Cómo? Fichando al brasileño. Desde los despachos del Bernabéu saben que Ney se marchó del Barcelona rumbo al PSG con el único objetivo de ser el líder indiscutible de un equipo.

Pero, pese a que su contrato no diga lo mismo, Neymar se ha puesto un plazo de dos años para lograr dos metas que tiene entre ceja y ceja: la Champions y el Balón de Oro. Si en dos años no lo ha conseguido el crack hará las maletas rumbo a un equipo donde sí pueda conseguirlo.

Y allí es donde entra Florentino, que ya habría contactado con el padre del brasileño, Neymar Sr, para comunicarle que las puertas del Bernabéu estarán siempre abiertas para su hijo.

Algo, por cierto, con lo que el padre y representante del astro siempre ha soñado. De hecho este verano ya se tanteó la posibilidad pero un viaje directo de Barcelona a Madrid era demasiado arriesgado.

El referente

Y la operación sería un éxito. Es muy probable que en dos años Cristiano Ronaldo, o bien se haya marchado del Madrid o, en caso de que aún esté, ya le quedará muy poco para hacerlo.

Es en ese momento, en el verano del 2019, es donde Pérez tiene ya pactado con el padre de Ney que, en caso de que su hijo quiera salir del club parisino, su sitio estará en Chamartín donde será el líder indiscutible del Real Madrid.

 Un sueño cumplido tanto para el padre como para Florentino. Y una auténtica sorpresa que puede convertirse en una  pesadilla para todos los culés.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad