Marco Asensio suelta una bomba| EFE

Marco Asensio destroza al Barça en una cena en Madrid (ojo al recadito)

stop

El club azulgrana se tira de los pelos por la brillante maniobra de Florentino Pérez

18 de agosto de 2017 (13:16 CET)

Suele decirse que quién ríe el último, ríe mejor. Más fuerte. Y, seguramente, las carcajadas de Florentino Pérez se cuelan a estas alturas en el despacho de Josep María Bartomeu.

Si bien el presidente del FC Barcelona trata de hacer lo mejor por la entidad catalana, no debe obviarse que se ha rodeado de profesionales que, en muchos casos, no han estado a la altura.

Marco Asensio, el futbolista mallorquín que destrozó al Barça en la ida y la vuelta de la Supercopa de España con dos goles de fuera de serie, pudo ser azulgrana. Andoni Zubizarreta lo impidió.

El club catalán tenía un acuerdo con el Mallorca por 1,5 millones de euros más otra cantidad de dinero en variables (dos millones).

El club balear cambió de idea y exigió al Barça la totalidad del importe, sin variables y al contado. Zubizarreta y Antoni Rossich, antiguo director general del club, se negaron. El Madrid, en cambio, vio una oferta irrechazable y se hizo con sus servicios.

La junta de Sandro Rosell celebraba el fichaje de Neymar y cómo se lo robó a Florentino Pérez. Ahora el Barça se encuentra sin Neymar y con Asensio en estado de gracia.

Y no solo eso, sino que el nuevo crack blanco ha negado por activa y por pasiva cualquier posibilidad de terminar en el Barça. Ya es blanco a todo poder.

Las calabazas del 'pisha' y el 'bro'

Asensio tiene una cláusula de rescisión de 80 millones de euros. El Barça la pagaría en estos momentos con los ojos cerrados.

Pero el crack lo tiene muy claro: no se va a ir del Madrid. Y menos para meterse en un proyecto deportivo que hace aguas por todas partes, como es el del Barça. Así lo transmitió esta semana en una cena celebrada en la capital española. 

Y lo mismo ocurre con Isco. La cláusula del malagueño era de 150 millones, pero tuvo claro que debía renovar con el Madrid.

El club azulgrana se los habría llevado a los dos con el dinero de Neymar, pero el pisha y el bro prefieren seguir en el Bernabéu. Donde se ríen del Barça con sus vídeos.