Sergio Ramos y Lucas Vázquez | EFE

Lucas Vázquez no le habla, Vinícius no lo puede ni ver. Y Sergio Ramos lo quiere en la calle: el último show en el Real Madrid

stop

Uno de los jugadores blancos se queda sin apoyos en el vestuario

28 de enero de 2019 (17:30 CET)

La imagen del Real Madrid ha mejorado en los últimos partidos. Los resultados están empezando a acompañar a los de Solari y los lesionados se empiezan a recuperar. Parece que las aguas bajan más tranquilas por Chamartín, pero nada más lejos de la realidad.

Isco volvió a quedarse sin jugar

En el partido de ayer, los blancos se impusieron por 2-4 al Espanyol y otra vez Isco Alarcón se quedó sin jugar. Un nuevo episodio en el culebrón del malagueño y el técnico argentino, que se está haciendo habitual.

Los que no entendían que el de Arroyo de la Miel no jugase, ahora ya empiezan a apoyar al entrenador, cuentan fuentes cercanas al vestuario. Y es que, desde que Isco se encuentra en esta delicada situación su actitud ha cambiado radicalmente.

Los motivos de Solari

Apuntan que Solari no cuenta con él por su estado de forma y esa actitud que no gusta en el banquillo blanco. El andaluz ha demostrado, en los pocos partidos que ha jugado en los últimos tiempos, que está muy lejos de un buen estado físico. Y parece que ya ha tirado la toalla.

En el vestuario blanco, los ‘pesos pesados’ le advirtieron que “debería cambiar, tanto dentro como fuera del campo, si no quería tirar su carrera a la basura”. Aunque, parece que ha hecho caso omiso.

Se queda sin apoyos

Los que antes sus amigos, Lucas Vázquez y Sergio Ramos, ya no aguantan este culebrón y, se habla dentro del vestuario, que no lo quieren ni ver al andaluz porque este culebrón distrae a la plantilla y él ya pasa de todo y de todos.

Isco Ramos | EFE

Además, Vinícius tampoco se ha posicionado a su favor. El brasileño le debe mucho a Solari, que le está dando mucho protagonismo, y, evidentemente, le defiende a capa y espada en este enfrentamiento. Y es que Isco se está quedando sin apoyos en sus compañeros. Una situación cada vez más complicada…

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad