Los fichajes prohibidos del Real Madrid: el Barça le pasa la mano por la cara

stop

Cuatro cracks mundiales han dado calabazas a Florentino Pérez para irse al eterno rival

Florentino Pérez le gana otra partida al Barça | EFE

07 de septiembre de 2016 (22:51 CET)

Florentino Pérez ya no es el que era. Está por ver si ello perjudica o termina beneficiando al Real Madrid de Zidane. Pero lo cierto es que todo aquel poder de atracción que tuvo antaño para fichar a los mejores futbolistas del mercado ya ha quedado en mera anécdota. En los últimos años, Florentino va de fiasco en fiasco [lea la colección de calabazas aquí] mientras el Barça le pasa la mano por la cara.

Cuatro son los cracks mundiales que estaban en la agenda del empresario y terminaron vistiendo la elástica azulgrana del Barcelona. En 2013 se le escapó su gran obsesión, Neymar. Sandro Rosell se le adelantó con su penalizada ingeniería fiscal y, para parar el golpe, Floro tuvo que tirar la casa por la ventana para contratar a Gareth Bale. Un fichaje claramente sobrevalorado en aquel momento: costó 101 millones de euros.

Peor la salió la jugada en 2014. El nuevo crack del mercado era Luis Suárez y Florentino también iba detrás de él desde hacía meses. El Barça estuvo más rápido nuevamente y el Madrid tuvo que recurrir a un nuevo golpe de efecto que todavía ha salido más fiasco que el anterior: pagó 80 millones de euros por James Rodríguez, actual suplente en el Madrid. Esa misma temporada, Florentino también se quedó sin Ivan Rakitic y lo tuvo que suplir, en este caso con buen criterio, contratando a Toni Kroos.

Floro, no hay manera

En los dos últimos veranos, Florentino ha utilizado más la cabeza. El dirigente blanco se ha olvidado del Barça y se ha centrado en lo suyo. La pelea en 2015 –más allá del lío con David de Gea– giró en torno a Paul Pogba, pero los de azulgrana volvían a ir por delante. Sin embargo, la desestimaron en 2016 ya que con el dinero que costaba el francés han fichado a seis jugadores. Florentino, en cambio, no renunció a Pogba este verano, pero el jugador prefirió al Manchester United de José Mourinho.

André Gomes es el último de la lista. Estaba en la agenda de Florentino. Todo el mundo en la capital daba por hecho que, tras la negativa de Pogba, sería Gomes el nuevo refuerzo para el centro del campo blanco. Pero una vez más, el Barça estuvo más ágil para convencer al futbolista portugués. Este verano también le dijeron que no otros jugadores de renombre como Robert Lewandowski, David Alaba y Marco Verratti.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad