Sergio Ramos | EFE

La traición de Sergio Ramos a un amigo en el Real Madrid: “A la calle”

stop

El capitán se la juega a un peso pesado en Valdebebas

15 de abril de 2019 (18:55 CET)

Con la temporada ya perdida desde hace semanas, en el Real Madrid los esfuerzos se centran ahora en preparar una buena plantilla de cara al próximo curso. Con Zinedine Zidane de nuevo al mando, Florentino sabe que debe darle una alegaría a la afición con grandes nombres.

Sin embargo, para que muchos puedan llegar, muchos deben salir. Y ahí entra en escena el capitán, Sergio Ramos. Y no porque Zizou no lo quiera, sino porque el central tiene muy claro que hay un jugador que está en el punto de mira y que es muy probable que, o bien cambia de actitud, o se irá.

Sergio Ramos | EFE

La traición de Sergio Ramos

Estamos hablando de Isco Alarcón. No ha sido precisamente una temporada fácil para el andaluz. La empezó siendo uno de los intocables de Julen Lopetegui. Jugaba bien y lo jugaba todo.

Pero el equipo no acompañó y entonces empezó su calvario cuando Santiago Solari se hizo cargo de la plantilla. Ahí se truncó todo. El argentino, que no entendía de indiscutibles, decidió sentar a Isco en los primeros partidos, y el andaluz se lo tomó fatal.

Tanto que, como cuentan desde dentro, se llegó a encarar en muchas ocasiones con Solari. Se dejó, no se entrenó como debía sabiendo que con el argentino en el banquillo no iba a tener la más mínima oportunidad en incluso tuvo que escuchar pitos del Bernabéu. Líos en las redes sociales, sobrepeso, declaraciones desafortunadas, líos en el vestuario…una actitud que el capitán no ha perdonado.

De hecho, por mucho que ahora con Zidane el centrocampista esté volviendo a tener minutos, advierten desde dentro que ramos ya ha hablado con Zizou y los dos han llegado al acuerdo de que o bien Isco enmienda sus errores o, como ya se ha escuchado, “¡A la calle!”.

Isco Alarcón | EFE

Un futuro complicado

El caso es que, si bien es cierto que cuando Solari estaba al mando Isco se movió para conseguir una salida este verano, ahora todas esas gestiones están en punto muerto. Y es que cuentan desde su entorno que el andaluz está con ganas de quedarse.

Tiene contrato hasta 2022 y está a punto de ser padre por segunda vez (el primer hijo junto a su actual pareja Sara Sálamo), con lo que salir de Madrid no entra en sus planes. Le va a ser muy difícil ganar (o al menos optar) a los títulos que podrá ganar vestido de blanco.

Y así se lo ha hecho saber al capitán y al técnico. Una idea, la de que Isco se acabe quedando, que parece que va calando cada vez más en Valdebebas. Eso sí, lo que temen Ramos y Zidane es que los líos que montó en su día el centrocampista cuando fue carne de banquillo se repitan el año que viene.

Y es que el futuro de Isco en el Madrid no tiene buena pinta. Si se cumplen lo que Zinedine Zidane quiere, lo más probable es que el español no tenga sitio en el once tipo del galo.

Zinedine Zidane e Isco | EFE

Isco, sin sitio en el Real de Zidane

No es ningún secreto que el míster le ha puesto una serie de nombres encima de la mesa a Florentino para que el presidente los fiche. Jugadores como Hazard, Pogba o Eriksen son los que dejarían sin minutos a Alarcón.

De hecho, si acaban llegando los tres (algo perfectamente factible teniendo en cuenta que Zidane quiere reformular el centro del campo cargándose a Toni Kroos y a Luka Modric), lo más probable es que Isco se quede en el banquillo.

Y ahí es donde muchos ven el problema. Ramos no quiere tener a un tipo conflictivo en este aspecto en el vestuario. Lo que quiere es ver a un Isco que lucha y le demuestra a Zizou en cada entrenamiento que está preparado para ser una de las referencias del nuevo Real.

Calidad y fútbol tiene de sobras, falta el compromiso. Un compromiso que no ha tenido este año y que ha provocado que la traición de Sergio pueda ser una realidad.

Las opciones lejos del Real

El jugador lo sabe, y está esperando a que acabe la temporada para ver cómo va evolucionando el verano. Lo cierto es que, por suerte para el español, las puertas de varios grandes están abiertas por si decide hacer las maletas.

Pep Guardiola | EFE

De hecho, el club que más interés ha mostrado en el centrocampista ha sido hasta ahora el Manchester City de Pep Guardiola. El catalán ya le ha dejado caer que en el Etihad Stadium sí que tendría los minutos que probablemente no va a tener en el Madrid. También United, Chelsea, Bayern en incluso Juventus se han interesado en él. Opciones tiene. Su prioridad pasa por quedarse en Chamartín, pero su salida no está descartada. Ni mucho menos.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad