Florentino Pérez o lo peor para el Barça está al caer: 300 millones (o más) | EFE

La reacción más bestia de Messi a la Champions de Cristiano Ronaldo ( y a la Decimotercera del Real Madrid)

stop

La respuesta del argentino a la victoria de los blancos sobre el Liverpool

26 de mayo de 2018 (23:00 CET)

Con la inestimable ayuda de Loris Karius, sobre todo en el primer y en el tercer gol del Real Madrid, el equipo de Zinedine Zidane ha hecho historia este sábado 26 de mayo en Kiev. El Madrid ha derrotado al Liverpool por 3-1 y se ha proclamado campeón de la Champions League por tercera vez consecutiva –es el primer equipo que lo logra desde que la competición adoptó el actual formato en 1993- y por Decimotercera vez en la historia del club.

El Liverpool golpea primero

El partido no empezó muy bien para el Real Madrid. El Liverpool empezó dominando el encuentro con su tridente formado por Mané, Firmino y Salah muy activo. Ellos fueron los que llevaron a cabo los primeros ataques del partido.

La intensidad inicial red fue disminuyendo con el paso de los minutos hasta que en el 28’ todo cambió.

Punto de inflexión

Primero se lesionó Salah en el hombro, en un percance con Sergio Ramos. El egipcio intentó continuar pero tuvo que abandonar a los dos minutos. Adam Lallana, que llevaba varios meses sin jugar, entró para sustituirlo.

Más tarde era Dani Carvajal el que se quedaba sin final y sin Mundial de Rusia. El lateral blanco se lesionó la rodilla al intentar dar un balón de tacón y también tuvo que abandonar el terreno de juego. Nacho Fernández entró en su lugar.

Las dos pausas fueron un punto de inflexión en el partido y los blancos empezaron a tomar el control del encuentro. El línea anulaba correctamente un gol a Karim Benzema por fuera de juego en el que era el primer aviso serio de los de Zinedine Zidane. Y así se llegó a la media parte.

El Real Madrid toma la inciativa

La segunda mitad tuvo un guión muy distinto. Benzema aprovechaba un regalo de Karius para poner el 1-0 en el marcador. Pero solo 4 minutos después Mané empataba para los británicos.

Zidane movió ficha y sacó a Gareth Bale  en sustitución de Isco Alarcón  en el 61’. Y acertó. Solo 3 minutos después de pisar el césped del Olímpico de Kiev el galés marcaba el 2-1 con un golazo de chilena que mejoraba el de Cristiano Ronaldo contra la Juventus en los cuartos de final.

Gareth Bale kiev chilena

Karius condena al Liverpool

Mané respondía en el 70’ con un disparo al palo y parecía que todavía había esperanzas para los reds. Pero la intensidad bajó hasta que el partido quedó visto para sentencia en el 83. De nuevo el portero del Liverpool cantaba al intentar atajar un disparo muy lejano de Bale con manos blandas y se introducía le balón en la portería.

Loris Karius

Los blancos se dedicaron entonces a dejar pasar los minutos hasta que el colegiado señaló el final del encuentro y elevaba al Madrid a lo más alto de la historia del fútbol sumando la Decimotercera liga de Campeones y la tercera consecutiva.

Barcelona se queda en silencio

Un título que dolió en Barcelona. La tercera consecutiva ha dejado en ridículo la Liga y la Copa del Barça. Y dejó muy tocados a los culés. Pero no a todos. A Leo Messi le daba igual lo que estuviera ocurriendo en Kiev. Al argentino le importaba un comino lo que pasara en la Champions entre el Real Madrid y el Liverpool.

A Leo Messi le da igual la Decimotercera

En el tema Barça/clubes, Leo sabe que tiene el duelo perdido con Cristiano desde hace tiempo. Es consciente de que la Champions del Madrid anula el doblete del Barça y que hace que la temporada que era notable de los culés roce ahora el suspenso.

Piqué celebra el título de Liga del Barça | EFE

Messi está en modo Mundial

Por eso para el de Rosario ya puede ganar CR7la Champions. Porque Messi está en modo Mundial. Ganarlo significará definitivamente para el ‘10’ culé ser el mejor jugador de todos los tiempos y acabará con la competencia absurda que muchos se empeñan en crear continuamente.

La realidad es que Messi este año ha planificado la temporada para llegar al Mundial a tope. De hecho, lo que les ha ocurrido a Salah y a Carvajal es un claro ejemplo de que con el Mundial lo mejor ha sido ser prudente durante la fase final de la temporada. De ahí que el delantero no hubiera estado en su mejor momento en Roma.

Messi asume el brazalete de capitán con la salida de Iniesta / EFE

Messi no se olvida de la mala gestión

También es cierto que el futbolista opina que si las cosas se hubieran hecho mejor en la preparación del proyecto las cosas hubieran ido mucho mejor. Este sábado, por ejemplo, Zidane tenía en el banquillo jugadores como Bale, Lucas Vázquez o Marco Asensio. Cracks que pueden cambiar un partido.

El Barça en cambio ha tenido a un Osumane Dembélé que ha costado 105 millones más 40 en variables y que todavía no se ha adaptado al equipo, entre otras perlas.

No obstante, la obsesión de Messi este año es el Mundial. Es su baza para arrebatarle a Cristiano el Balón dorado. Veremos si es capaz de aprovechar su última bala.

La otra bomba la pone Cristiano Ronaldo

Un Cristiano que nada más terminó el partido soltó la última bomba de la noche. Parece que al delantero no le gustó que las portadas de mañana serán para el equipo y para Bale y tuvo que buscar otra forma de llamar la atención de los altors cargos del club.

Cristiano Ronaldo kiev

“En los próximos días daré una respuesta a los aficionados. Fue sido muy bonito jugar en el Real Madrid. No es una despedida, pero en los próximos días daré una respuesta. Gracias a toda la afición hicimos historia”, dijo el luso, apuntando a una posible salida del club.

Como lleva meses avisando Diario Gol Cristiano Ronaldo,  tiene un preacuerdo para irse del Real Madrid rumbo al Manchester United, donde recibirán a su hijo pródigo por la puerta grande. Con el Paris Saint-Germain, si solucionan el asunto del fair play financiero que le tiene bajo la lupa de la UEFA, en la recámara. Un acuerdo que no durará en ejecutar si en el Real no le ponen al nivel de los mejores del mundo. El tira y afloja acaba de empezar.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad