Isco Alarcón | EFE

“Isco y 50 millones”. Florentino Pérez tiene un plan (y es de traca)

stop

El presidente traza una estrategia con el andaluz

12 de noviembre de 2018 (10:12 CET)

Sentenciado. Isco Alarcón sumó este domingo otro partido arrancando desde el banquillo. Y ya van tres seguidos. Desde la llegada de Santiago Solari el de Arroyo de la Miel solo ha participado en dos partidos, en los que suma 51 minutos, de los cuatro que el equipo ha disputado en total. El andaluz es uno de los señalados desde la llegada del argentino.

A Solari no le gustó nada que la pareja de Isco, Sara Sálamo, colgara en Instagram una fotografía junto al jugador y al hijo de ambos disponiéndose a celebrar Halloween, mientras el equipo jugaba la ida de los dieciseisavos de final de la Copa del Rey contra el Melilla. Mientras sus compañeros bajaban al barro, el ex del Málaga se iba de fiesta.

De poco o nada sirvió que el jugador insinuara después en su cuenta de Instagram que se había tomado la foto en otro momento. Ya era tarde.

Resultado de imagen de isco halloween

Isco Alarcón, lejos de su mejor versión

Asimismo, tampoco ha demostrado estar a un nivel aceptable cuando salió al campo en el partido contra el Valladolid y contra el Viktoria Plzen. Sus aportaciones fueron más bien nulas. Se le vio lento y desacertado. Y es que incluso se dice en el club que en las últimas semanas denota sobrepeso.

Parece que la marcha de Julen Lopetegui no le ha sentado nada bien al futbolista. Con el vasco vivía mucho mejor. Nadie lo señalaba y tenía minutos asegurados. Pero con Solari es diferente. Santiago no debe su puesto a nadie. Se acabaron ciertos favoritismos. Y ojo, porque en el club no le quedan muchos aliados. Ni en el vestuario ni en la cúpula.

Entre los jugadores siempre se ha mirado con recelo a Isco. Como decía Juan Luis Galiacho en un artículo publicado en el Confidencial, algunos lo consideran en el vestuario como un “traídos”. “Tiene dobleces como persona”, apuntó el periodista.

Mientras tanto, los dirigentes no le perdonan que amenazara con marcharse al FC Barcelona si no le mejoraban el contrato.

Florentino Pérez pone a Isco a la venta

Tanto es así que en la T4 del Santiago Bernabéu lo tienen claro. “Isco y 50 millones” y está fuera.  Florentino Pérez y compañía saben que todavía pueden sacar una buena tajada por él y si se pone algún crack a tiro con el que puedan hacer un intercambio, en los despachos blancos no dudarán.

Eden Hazard, Christian Eriksen, Milinkovic-Savic, Frenkie de Jong… si se presenta la oportunidad de cerrar un cambio de cromos más dinero, al presidente no le temblará el pulso. Isco está en el mercado.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad