El feo de Isco al Real Madrid que Florentino Pérez no quiere creer | EFE

Isco se la lía a Zidane (Ojo al comentario)

stop

El centrocampista se planta en el clásico

30 de julio de 2017 (14:41 CET)

Esa un amistoso, pero no dejaba de ser un clásico. El choque entre el Real Madrid y el FC Barcelona que cerraba la gira de ambos por Estados Unidos no era un partido más.

Así lo demostraron ambos entrenadores, que decidieron poner desde el inicio a los mejores jugadores disponibles.

Así, el plan inicial de Zinedine Zidane era alinear al mismo centro del campo que tantos éxitos le dio la temporada pasada, con Casemiro, Luka Modric y el propio Kroos. Pero un problema muscular dejó fuera al germano, lo que abrió las puertas a uno de los otros centrocampistas del conjunto blanco.

Teniendo en cuenta el protagonismo que adquirió Isco Alarcóny las buenas actuaciones que dejó al término del curso pasado, todo indicaba que el míster decidiría cubrir el puesto con el de Benalmádena.

Sin embargo y para sorpresa de muchos, el técnico decidió alinear a Mateo Kovacic para cubrir la baja del ex del Bayern de Múnich.

A priori, viendo el desenlace de los acontecimientos, la decisión de Zizou fue la acertada. El croata abrió el marcador para los madridistas y fue uno de los mejores durante el primer tiempo.

Pero no todos opinaron igual. Isco recuperó algunos de los sentimientos que le llevaron a plantearse abandonar el Real Madrid en el transcurso de la pasada campaña.

Al media punta no le sentó nada bien la suplencia. No se explicaba que ante la ausencia de Toni no fuera él el escogido para ocupar el hueco en la medular. Ya le cuesta tragar con la titularidad por decreto de Gareth Bale, tal y como ha reconocido en su círculo privado.

Isco tiene muy clara su renovación con el Real, pero avisa: no está dispuesto a seguir otra temporada abonado al banquillo blanco. Quiere titularidades desde ya.