Isco Alarcón | EFE

Isco o sale la basura: el castigo de Solari (y el por qué avergüenza a Florentino Pérez. Y a todo el Real Madrid)

stop

El técnico pone en liza al andaluz

04 de noviembre de 2018 (10:54 CET)

No fue casualidad. La suplencia de Isco Alarcón este sábado contra el Valladolid no fue una decisión que tomó Santiago Solari a la ligera. El argentino sabía muy bien lo que hacía con el andaluz.

Todo empezó el pasado miércoles, en el partido de ida de los dieciseisavos de final de la Copa de Rey. El día anterior, Florentino Pérez mantuvo una reunión con Sergio Ramos, en la que el presidente pidió al capitán que fueran a Melilla todos los pesos pesados.

Después de lo ocurrido en los días anteriores, en los que las declaraciones de Ramos frenaron la llegada de Antonio Conte, el ‘presi’ consideró que el de Camas se lo debía a él, y el equipo a la afición, tras el varapalo contra el Barça en el Clásico. Venía a ser una muestra de compromiso. Al menos de cara a la galería.

Isco se queda en Madrid celebrando Halloween

Peor hubo dos jugadores que s no fueron a Melilla. Dos de los cracks del primero equipo. Isco Alarcón y Gareth Bale se quedaron en Madrid.

Este último alegó dolor de barriga, mientras que Isco se quedó, dicen, por decisión de Solari. Pero aunque hubiera sido decisión del míster, lo que hizo durante el partido no gustó u pelo en el club. La novia de Isco, Sara Sálamo, colgó una foto en Instagram donde se veía al jugador disfrazado  dispuesto a celebrar el Halloween.

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Estamos de muerte 💙🔪🎃

Una publicación compartida de Sara Sálamo (@sarasalamo) el

Castigo de Solari

De ahí la decisión de Solari de dejar al andaluz en el banquillo. Fue un castigo en toda regla secundado por la cúpula del Real. Y es que lo que hizo Isco iba totalmente en contra del compromiso que había pedido Florentino.

Con todo, para el míster Casemiro, Kroos y Luka Modric son intocables en la medular, mientras que Gareth Bale debe jugar por decreto. Prueba de ello es que a él no se le tuvo en cuenta que tenía “dolor de barriga”.

Así las cosas, Solari debía repartir dos puestos entre Asensio, Isco y Benzema, y a un delantero dentro no iba a renunciar. Y el elegido fue el balear. Y es que ya lo dijo Solari en la rueda de prensa previa: “No hay jugadores indiscutibles en ningún equipo”.

Isco Alarcón vuelve a estar señalado

Se mete así el de Arroyo de la Miel de nuevo en el punto de mira. Y es que al andaluz ya se le ha señalado en otras ocasiones.

“Es un futbolista de gran calidad técnica pero de informes negativos como persona. Informes que hablan sobre su comportamiento y lealtad como compañero, que le ha ocasionado serios disgustos en el vestuario blanco. Isco es un jugador de gran calidad técnica pero con grandes dobleces como persona dentro del vestuario, donde se le considera por algunos como un traidor", explicaba el periodista José Luis Galiacho en un artículo publicado en El Confidencial.

A las órdenes de Julen Lopetegui, el futbolista parecía estar dando ese paso adelante que se le pedía desde hace tiempo. Pero tuvo que parar al sufrir una apendicitis y  parece que desde que volvió de su operación ha vuelto a las andadas. A la desidia y el pasotismo. Al pensar solo en él y no en el equipo. Ya puede espabilar Isco si no quiere volver a la casilla de salida.

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad