Gareth Bale presiona a Florentino Pérez para meter a un enemigo de Cristiano Ronaldo en el Real Madrid

stop

El 'expreso de Cardiff' tiene claro como reforzar la plantilla de Zidane

Gareth Bale y Cristiano Ronaldo no pueden ni verse | EFE

08 de abril de 2017 (12:38 CET)

Movimiento de despachos en el Santiago Bernabéu. La cúpula del Real Madrid ya trabaja de cara a la próxima temporada. Mueven los hilos para pegar un pelotazo en el mercado de fichajes

Si bien es cierto que el equipo de Zinedine Zidane es un claro candidato a llevarse las dos competiciones en las que sigue inmerso, las carencias que no ha podido esconder el equipo preocupa y mucho.

Varios jugadores coquetean con la treintena, mientras otros no han dado el rendimiento que se esperaba de ellos. Florentino Pérez ha disparado las alarmas. Apela a la revolución. 

La crisis en el juego se hizo evidente cuando en varios de los últimos partidos tuvo que aparecer Sergio Ramos para sacar las castañas del fuego. El camero no estará siempre para salvar los muebles. 

En el seno del club opinan que algo no se está haciendo bien si con la artillería que hay en la delantera tiene que aparecer el central a solucionar los partidos. Hay que mover ficha. 

Florentino Pérez ya traza los caminos a seguir para la temporada que viene. El plan es claro: liberar al equipo de viejas glorias y rejuvenecer la plantilla.

En este sentido, el mandatario ya se reunió con algunos pesos pesados del equipo a los que pidió consejo. Nadie como ellos saben lo que se cuece en el vestuario y cualquier información al respecto es bienvenida.

Gareth Bale puso un nombre sobre la mesa. Dele Alli es el jugador elegido por el galés. Los comentarios y mensajes que ha recibido el '11' blanco son realmente buenos.

Melones por abrir

A sus 20 años, está siendo una de las revelaciones del Tottenham y de la Premier League. Sus 17 goles y ocho asistencias en 39 partidos son su carta de presentación y una de las principales causas de que los spurs se mantengan en la segunda posición del campeonato británico.

Bale propone a los responsables cambiar la llegada de Eden Hazard –el deseado de Zidane- por la del delantero inglés. Gareth opina que el belga llegaría como un galáctico y le haría la competencia, mientras que lo que quiere el de Gales es liderar el equipo en los próximos años.

Además, Alli juega de interior ofensivo y tiene una gran incidencia en el ataque, por lo que sería un buen relevo de Cristiano Ronaldo. El luso, en cambio, es partidario de fichajes portugueses: Bernardo Silva (Mónaco) o André Silva (Oporto). El de Madeira también avala el fichaje de Kylian Mbappé.  

Transfermarkt sitúa el valor de Hazard en 40 millones de euros, aunque el conjunto londinense no venderá por menos de 100 'kilos'. Como ocurrió cuando ficharon a Bale, las negociaciones serán duras. Sin ir más lejos, al madridista no lo dejaron ir hasta el último día de mercado estival. 

Tanto los jugadores propuestos por Bale como por Cristiano saldrían mucho más baratos que el crack del Chelsea. El problema es que todavía son melones por abrir. Adaptarse al Madrid no es fácil.